Gobierno de Canarias

Comunidad Autónoma de Canarias

Boletín Oficial de Canarias

Estás en:

BOC Nº 163. Jueves 14 de Agosto de 2008 - 3221

IV. ANUNCIOS - Otros anuncios - Consejería de Presidencia, Justicia y Seguridad

3221 - Dirección General de Administración Territorial y Gobernación.- Anuncio de 1 de agosto de 2008, por el que se procede a la publicación de la modificación de los Estatutos del Colegio Oficial de Titulados Mercantiles y Empresariales de Las Palmas.

Descargar en formato pdf

En cumplimiento de lo establecido en el artículo 22 del Decreto 277/1990, de 27 de diciembre, por el que se aprueba el Reglamento de Colegios Profesionales de Canarias, se procede a la publicación de la modificación de los Estatutos del Colegio Oficial de Titulados Mercantiles y Empresariales de Las Palmas, inscrito en el Registro de Colegios Profesionales de Canarias, por Resolución de este Centro Directivo de fecha 21 de julio de 2008.

Las Palmas de Gran Canaria, a 1 de agosto de 2008.- El Director General de Administración Territorial y Gobernación, Juan Jesús Ayala Hernández.

ESTATUTOS DEL COLEGIO OFICIAL DE TITULADOS MERCANTILES Y EMPRESARIALES DE LAS PALMAS

CAPÍTULO I

DISPOSICIONES GENERALES

Artículo 1.- Denominación y objeto.

El Colegio Oficial de Titulados Mercantiles y Empresariales de Las Palmas, es una corporación de Derecho Público, bajo la dependencia del Consejo Superior de Colegios Oficiales de Titulados Mercantiles y Empresariales de España, que agrupa, según estos Estatutos, a todos los Titulados Mercantiles y Empresariales colegiados que ejerzan o no su profesión dentro de la provincia de Las Palmas.

Artículo 2.- Personalidad jurídica.

El Colegio Oficial de Titulados Mercantiles y Empresariales de Las Palmas, ejerce su jurisdicción sobre todos los titulados Mercantiles y Empresariales colegiados que se dediquen a las actividades propias de su profesión dentro de su demarcación, y como tal, es una Corporación de Derecho Público con personalidad jurídica propia y plena capacidad de obrar para el cumplimiento de sus fines.

Artículo 3.- Carácter mercantil.

El Colegio podrá adquirir y poseer toda clase de bienes, enajenarlos, administrarlos y darles el destino que más convenga a sus intereses profesionales y económicos.

Artículo 4.- Acciones y excepciones en defensa de la profesión.

El Colegio como tal Corporación de Derecho Público podrá comparecer ante los Tribunales y Autoridades de las distintas órdenes y grados de jerarquía, con el fin de ejercitar cuantas acciones, excepciones y peticiones estime procedentes, en defensa de la profesión, de su patrimonio y, en general, de los derechos dimanantes de los presentes Estatutos y disposiciones concordantes.

Artículo 5.- Normas de aplicación.

El Colegio Oficial de Titulados Mercantiles y Empresariales de Las Palmas se regirá por los presentes Estatutos; por los Reglamentos de Régimen Interno válidamente aprobados; por la Orden de 12 de julio de 1968, por la que se establecen normas para designación de los miembros del Pleno del Consejo Superior y de las Juntas de Gobierno de los Colegios de Titulares Mercantiles y Organismos dependientes; por el Estatuto Profesional de Economistas, y de Profesores y Peritos Mercantiles aprobado por Real Decreto 871/1977, de 26 de abril, de la Presidencia del Gobierno; por la disposición adicional de la Ley 47/2007, de 19 de diciembre, por la que se modifica la Ley 24/1988, de 28 de julio, del Mercado de Valores; Ley 2/2007, de 15 de marzo, de Sociedades Profesionales; por las disposiciones básicas del Estado; por el artículo 39 del Real Decreto-Ley 6/2000, de 23 de junio; por lo previsto en la Ley 10/1990, de 23 de mayo, de la Comunidad Autónoma de Canarias; por la Ley 7/1997, de 14 de abril, de la Jefatura del Estado (B.O.E. nº 90, de 15 de abril); así como por las normas complementarias, aclaratorias o modificativas de las disposiciones que les sucedan.

CAPÍTULO II

RELACIÓN CON LA COMUNIDAD AUTÓNOMA

DE CANARIAS

Artículo 6.- El Colegio Oficial de Titulados Mercantiles y Empresariales de Las Palmas se relacionará con la Administración Pública de la Comunidad Autónoma de Canarias a través de la Consejería de la Presidencia, en todas las cuestiones relativas a aspectos corporativos e institucionales.

En lo que respecta al contenido de la profesión, se relacionará con la Consejería cuya competencia tenga relación con la profesión, la cual será determinada, en caso de duda, por la Consejería de la Presidencia; no obstante la vinculación profesional debe quedar bien definida dentro del Departamento correspondiente.

Todo ello, sin perjuicio de la relación prioritaria obligada que pudiera venir determinada por las Normas del Consejo de Colegios de Canarias, en su caso.

DOMICILIO

Artículo 7.- Sede oficial del Colegio.

El Colegio Oficial de Titulados Mercantiles y Empresariales de Las Palmas radicará en el domicilio que determine su Junta de Gobierno, estando fijado actualmente en la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria, calle León y Castillo, 278 B.

EJERCICIO PROFESIONAL

Artículo 8.- Su definición.

Los Titulados Mercantiles y Empresariales podrán encontrarse en algunas de las siguientes condiciones:

a) Ejercientes:

1. Por cuenta propia.

2. Por cuenta ajena.

3. A través de Sociedades Profesionales.

b) No ejercientes.

c) Pre-colegiados o adscritos.

d) Eméritos.

e) Miembros de Honor.

a).1. Se encontrarán encuadrados en esta categoría aquellos titulados académicos y colegiados que ejerzan la profesión con despacho propio, ya sea bajo la cobertura de una entidad jurídica o como profesional independiente.

a).2. Se encontrarán encuadrados en esta categoría aquellos titulados académicos y colegiados que ejerzan la profesión como empleados por cuenta ajena de un profesional o entidad jurídica.

a).3. Se encontrarán encuadrados en esta categoría aquellos titulados académicos y colegiados que ejerzan la profesión en virtud de lo dispuesto en la Ley 2/2007, de 15 de mayo, de Sociedades Profesionales.

b) Se encontrarán encuadrados en esta categoría aquellos titulados académicos y colegiados que bien por haberse incorporado con tal condición, o bien, porque habiendo cesado voluntariamente u obligatoriamente en la situación de ejercientes, y no dándose causa que lo impide, deseen permanecer inscritos como colegiados.

c) Se encontrarán encuadrados en esta categoría los alumnos de los estudios universitarios que nutran a este Colegio y que se encuentren matriculados en los últimos tres cursos de sus estudios. Tal condición de adscrito finalizará una vez el alumno se haya graduado.

d) Se encontrarán encuadrados en esta categoría aquellos titulados académicos y colegiados que cesen en la actividad profesional, pudiendo demostrar, su pase a la condición de jubilado en el régimen correspondiente de la Seguridad Social.

e) Se encontrarán encuadrados en esta categoría aquellos titulados académicos y colegiados que a juicio de la Junta de Gobierno merezcan tal distinción por haber prestado servicios destacados al Colegio o en beneficio de la profesión. También pueden ser socios honorarios adscritos al Colegio aquellas personas que sin ser Titulados Mercantiles o Empresariales, merezcan tal distinción a juicio de la Junta de Gobierno.

De conformidad con lo dispuesto en el artículo 5 de la Ley 7/1997, de 14 de abril, de la Jefatura del Estado, es requisito indispensable para el ejercicio de la profesión hallarse incorporado al Colegio.

Los Titulados Mercantiles o Empresariales pertenecientes a otros Colegios territoriales homólogos, dentro del Estado Español, podrán ejercer dentro del ámbito territorial del Colegio Oficial de Titulados Mercantiles y Empresariales de Las Palmas, comunicando previamente a éste las actuaciones que vayan a realizar en esta demarcación, a fin de quedar sujetos a las competencias de ordenación, visado, control deontológico y potestad disciplinaria.

Artículo 9.- Sindicación y asociación de colegiados.

El pertenecer al Colegio Oficial de Titulados Mercantiles y Empresariales de Las Palmas, no limitará el ejercicio de los derechos de Sindicación y Asociación constitucionalmente protegidos, observando para ello las reglas y normas que señalen las disposiciones que lo regulan, pero dando conocimiento de ello al Colegio para el control de las actividades que desarrollan sus miembros.

Artículo 10.- Registro de Sociedades Profesionales.

En el Registro de Sociedades Profesionales se inscribirán aquellas sociedades que, acorde con lo que dispongan las leyes vigentes, deban estar registradas en este Colegio para el ejercicio de actividades profesionales relacionadas con las actividades propias de la profesión.

CAPÍTULO III

FINES DEL COLEGIO

Artículo 11.- El Colegio tendrá los fines principales siguientes:

A) Reunir y representar a los Titulados Mercantiles y Empresariales en la esfera provincial, así como enlazarlos con el Consejo Superior.

B) Velar por el prestigio, preparación profesional e independencia, tanto en las relaciones recíprocas de los colegiados entre sí, como en las que mantengan con sus clientes, exigiendo el cumplimiento riguroso de las normas de ética.

C) Asesorar a los Organismos oficiales, Administraciones públicas, Entidades públicas o privadas y particulares, y a sus propios colegiados cuando para ello se le requiera, en las materias relacionadas con la profesión, e intervenir como órgano pericial colegiado cuando le sea solicitado.

D) Participar en la elaboración de planes de estudio e informar las normas de organización de los centros docentes correspondientes a la profesión, así como mantener permanente contacto con los mismos, y preparar la información precisa para facilitar el acceso a la vida profesional de los nuevos titulados.

E) Dirigir al Consejo Superior de Colegios Oficiales de Titulados Mercantiles y Empresariales de España, las sugerencias, peticiones, propuestas o proyectos modificativos de los presentes Estatutos o de sus normas internas que tiendan a perfeccionar el desempeño de la profesión.

F) Estar representados en los Patronatos Universitarios.

G) Facilitar a los Tribunales y Registros, conforme a las leyes, la relación de colegiados que pudieran ser requeridos para intervenir como peritos en los asuntos judiciales o en el ejercicio profesional, o designarlos por sí mismos, según proceda.

H) Relacionarse con los demás Colegios profesionales, tanto de Titulados Mercantiles y Empresariales como de otras profesiones nacionales o extranjeras, para cuantos asuntos consideren de particular conveniencia para el Colegio.

I) Vigilar en su demarcación el recto ejercicio de la profesión con arreglo a las normas que la regulen, y organizar y repartir por turno las actuaciones profesionales solicitadas del Colegio.

J) Representar y defender los derechos e intereses profesionales de los colegiados en todas las cuestiones propias de su actividad, interviniendo en todo momento para que no se desconozca ni dificulte su ejercicio.

K) Llevar el control de las altas y bajas de los colegiados en su ejercicio.

L) Tramitar los asuntos administrativos y judiciales de carácter profesional de sus colegiados y actuar en su representación para el cobro y reclamación de honorarios en caso de que lo soliciten los colegiados, pudiendo establecer, en este caso, la Junta de Gobierno, la tasa correspondiente.

M) Promover ante los Tribunales de Justicia las oportunas acciones contra aquellos que sin poseer el correspondiente título, traten de ejercer o ejerzan funciones que correspondan a sus colegiados, así como a las personas o asociaciones que las amparen, faciliten o protejan; asimismo a los que poseyendo alguno de tales títulos no se atengan en su actuación profesional a la legislación vigente o ejerciten una competencia ilícita o desleal.

N) Vigilar la correcta fijación de los honorarios de sus colegiados de acuerdo con la normativa vigente y, en caso de impugnación, decidir en arbitraje sobre ella, con expresa autorización de los clientes si éstos se comprometen a estar y pasar por lo que el Colegio resuelva.

O) Visar los trabajos profesionales de los colegiados, cuando tengan por destino cualquier órgano de las Administraciones Públicas o de Entidades Públicas o personas físicas y jurídicas.

P) Facilitar información o asesoramiento profesional a sus colegiados y organizar los servicios de formación profesional continuada y aquellos otros que se estimen de interés.

Q) Intervenir en la organización de la previsión y creación de servicios asistenciales establecidos o que al efecto se establezcan.

R) El ejercicio de la jurisdicción disciplinaria.

S) Aprobar sus presupuestos y las liquidaciones de los mismos.

T) La propuesta de premios y distinciones.

U) Fijar la cuota colegial de acuerdo con las normas que se hallen establecidas y realizar su recaudación y hacer efectivos los derechos que por cualquier concepto deban abonar sus colegiados dentro de las normas generales del Consejo Superior de Colegios.

Cualesquiera otros fines que acuerde la Asamblea General y no se opongan a las disposiciones legales vigentes o interfieran las finalidades específicas reservadas al Consejo Superior o Consejo Autonómico y estén autorizados previamente por aquél o éstos.

Artículo 12.- El Colegio queda agrupado en la Comunidad Autónoma de Canarias con el de Santa Cruz de Tenerife a efectos de representación en los órganos del Consejo Superior de Colegios Oficiales de Titulados Mercantiles y Empresariales de España, cuando así esté determinado, pudiendo constituir el correspondiente Consejo Autonómico, si así se decidiera. En cualquier caso, quedan a salvo las competencias que sobre Colegios Profesionales reconozca la correspondiente legislación autonómica.

CAPÍTULO IV

ÓRGANOS DE GOBIERNO

Artículo 13.- El Colegio estará regido por una Junta de Gobierno constituida de la siguiente forma:

1 Decano.

2 Vicedecanos.

1 Secretario.

1 Vicesecretario.

1 Tesorero.

1 Interventor-Contador.

1 Vocal por cada 25 colegiados o fracción, sin que puedan ser menos de dos ni más de quince, a menos que el Colegio obtenga la autorización del respectivo Consejo Autonómico, y caso de no existir, del Consejo Superior.

Artículo 14.- La Asamblea General del Colegio, cuya Mesa estará constituida por la Junta de Gobierno, en la que podrán participar todos los colegiados que se hallen en pleno disfrute de sus derechos, se reunirá en sesiones ordinarias en el primero y cuarto trimestres del año.

Corresponde a la reunión del primer trimestre:

a) Conocer la Memoria y la actuación de la Junta de Gobierno durante el año anterior.

b) Examinar y aprobar, si procede, las cuentas y balances y la liquidación del Presupuesto del ejercicio anterior, previamente auditado o intervenido por dos colegiados ejercientes.

c) Discusión de las mociones presentadas por la Junta de Gobierno o por los colegiados.

Corresponde a la reunión del cuarto trimestre:

a) Conocer las líneas programáticas de actuación de la Junta de Gobierno para el año siguiente.

b) Examinar y aprobar, si procede, el Presupuesto del Colegio para el ejercicio venidero. La Junta de Gobierno, dentro de los quince días siguientes a la celebración de la Asamblea General elevará el Presupuesto al Consejo Superior, debiendo obrar en poder de éste antes del día 15 de noviembre, incurriendo en responsabilidad la Junta que incumpla este precepto.

c) Todos aquellos temas que entienda la Junta de Gobierno deben ser sometidos a debate en Asamblea, así como mociones y propuestas a los colegiados.

Artículo 15.- 1. La Asamblea General podrá reunirse en sesión extraordinaria siempre que lo acuerde la Junta de Gobierno, su Decano, el titular del Departamento de la Consejería de la Presidencia del Gobierno de Canarias, o que lo soliciten por escrito un número de colegiados que representen como mínimo la décima parte de los que en ese momento estén de alta en el Colegio.

En este último caso sólo podrá debatirse la propuesta o propuestas que contenga la solicitud de Asamblea.

2. Las Asambleas Generales, tanto Ordinarias como Extraordinarias serán convocadas por la Junta de Gobierno o su Decano con un mínimo de 15 días de antelación, indicando el lugar, día, hora y Orden de Asuntos a tratar. Se podrán celebrar en primera convocatoria cuando estén presentes o debidamente representados, la mitad más uno de los colegiados; y, en segunda convocatoria, media hora más tarde, con cualquier número de asistentes. Se exceptúan los casos en los que la normativa legal pueda exigir otros requisitos de obligado cumplimiento.

3. Los acuerdos de la Asamblea General o resoluciones adoptadas conforme a la Ley, obligan a todos los colegiados, inclusive a los que hubiesen votado en contra del acuerdo, se hubiesen abstenido o se encontraren ausentes, sin perjuicio de las acciones legales o administrativas que pudieran corresponderles; pero el acuerdo adoptado será ejecutivo.

4. El Decano, considerando los asuntos a tratar incluidos en la convocatoria, podrá alterar el orden de los mismos.

Igualmente, el Decano podrá alterar el Orden del Día de la convocatoria, por causas especiales, incluyendo los nuevos temas a tratar y remitiéndolos a los colegiados con cinco días naturales de antelación a la fecha de la celebración de la Junta.

5. La asistencia a la reunión de la Asamblea General podrá ser personal o por representación escrita a favor de otro colegiado.

6. La forma de representación podrá ser regulada por el Reglamento, o en su defecto, por acuerdo de la Junta de Gobierno. También podrá ser regulado de la misma forma el sistema o método y antelación para acreditar la representación.

7. Los acuerdos de la Asamblea General serán adoptados por mayoría de votos de los asistentes o representados en la reunión. Para el cómputo de votos se considerará el del colegiado ejerciente como doble del voto del no ejerciente.

8. La forma de votación será determinada por el Decano.

9. En caso de empate, el voto del Decano será de calidad.

10. Se levantará acta de los acuerdos de la reunión, cuya redacción quedará aprobada por la Junta de Gobierno, y extendida en un Libro de Actas foliado y sellado reglamentariamente, con la firma del Secretario y visto bueno del Decano.

11. El Decano podrá requerir la presencia de Notario para que levante acta de la Junta, la cual tendrá la consideración de Acta de la misma.

12. Podrán ser impugnados los acuerdos de las Juntas que sean contrarios a la Ley de Colegios Profesionales, se opongan a los presentes Estatutos, o lesionen, en beneficio de terceros, los intereses del Colegio.

13. No procederá la impugnación de un acuerdo colegial cuando haya sido dejado sin efecto o sustituido válidamente por otro.

DE LA JUNTA DE GOBIERNO

Artículo 16.- 1. A la Junta de Gobierno del Colegio Oficial de Titulados Mercantiles y Empresariales de Las Palmas le corresponden las funciones deliberantes, de dirección, consultivas, y ejecución del desenvolvimiento del mismo.

2. La Junta de Gobierno se reunirá, por lo menos, una vez al mes y siempre que la convoque el Decano. Podrán designarse entre los colegiados Comisiones encargadas del estudio y tramitación de los asuntos que así lo requieran. Estas Comisiones, que podrán actuar accidentalmente o con carácter de permanencia, serán siempre presididas por un miembro de la Junta de Gobierno.

3. La Junta de Gobierno se reunirá en sesión extraordinaria, cuando el Decano lo considere conveniente, o cuando lo solicite, al menos, el 25% de los componentes de la Junta.

4. Independientemente de las Comisiones que se creen en el seno del Colegio, habrá una Comisión Permanente que estará compuesta, necesariamente, por el Decano, un Vicedecano, el Secretario, el Tesorero y por los menos dos Vocales. Podrá ampliarse el número de sus componentes, a propuesta mayoritaria de los que formen esta Comisión.

5. La Comisión Permanente se reunirá tantas veces como lo estime el Decano, y sus acuerdos producirán los mismos efectos que los de la Junta de Gobierno, a la que dará suficiente información en la primera reunión de ésta.

6. Los requisitos de la convocatoria de la Comisión Permanente serán los mismos que los de la Junta de Gobierno, pudiendo ser definidas por un Reglamento, tanto dichas convocatorias como su régimen disciplinario.

7. Los acuerdos de la Junta de Gobierno y de la Comisión Permanente se tomarán por mayoría de sus miembros, con el voto de calidad del Decano en caso de empate, y sin tener en cuenta a los no asistentes.

8. Tanto la Junta de Gobierno como la Comisión Permanente se celebrarán en única convocatoria cualquiera que sea el número de asistentes. Cada uno de los miembros de estos dos órganos tendrá un voto, sea o no ejerciente.

9. Los miembros de la Junta de Gobierno y de la Comisión Permanente podrán delegar su asistencia y voto, para cada reunión, en favor de otro de los miembros de las mismas. Se hará por escrito y con tres días de antelación a la celebración de la reunión.

10. De cada reunión de la Junta de Gobierno y de la Comisión Permanente se levantará Acta que se extenderá en libro foliado y sellado, con la firma del Secretario y el visto bueno del Decano.

11. Si durante el período de mandato de la Junta de Gobierno se produjeran vacantes en número superior a los dos tercios de sus componentes, deberán convocarse forzosamente elecciones para cubrir los cargos vacantes en el término máximo de tres meses desde el momento en que se produjeran estas circunstancias.

Pero si la vacante fuera la del cargo de Decano, éste será automáticamente sustituido por el Vicedecano ejerciente. El elegido ostentará el cargo de Decano hasta el momento en que hubiera de procederse a la elección de cargos de la Junta, en cuyas elecciones habría que elegir, aunque no haya finalizado el período de seis años, al nuevo Decano.

No obstante, cuando se produzca la situación señalada en el párrafo anterior, la Junta de Gobierno podrá acordar, por votación mayoritaria, la convocatoria especial para la elección del cargo de Decano.

12. La Junta de Gobierno podrá elaborar un Reglamento de elecciones para los cargos de la misma, en el cual se determinen las bases, sistema, convocatoria y otros asuntos, así como la composición de la Mesa Electoral.

Este Reglamento deberá apreciar tanto las elecciones de los cargos en período normal del nombramiento como los que se produjeran por motivos extraordinarios y siempre con sujeción a las normas legales de obligado cumplimiento.

13. La Junta de Gobierno podrá estar asistida por un Asesor Jurídico, profesional o no, de la carrera mercantil o empresarial.

14. El cargo de Asesor Jurídico de la Junta de Gobierno del Colegio no será incompatible con el ejercicio de la profesión.

Artículo 17.- Atribuciones de la Junta de Gobierno.

Además de las señaladas, la Junta de Gobierno tendrá las siguientes atribuciones:

1. Cuidar del cumplimiento de los Estatutos, Reglamentos y acuerdos de la Junta de Gobierno y de la Asamblea General de Colegiados, adoptando las medidas que convengan para su mejor ejecución.

2. Proponer la modificación de los Estatutos a la Asamblea General de Colegiados, elaborar y aprobar los Reglamentos.

3. Acordar y convocar la reunión de la Asamblea General de Colegiados, ya sea ordinaria o extraordinaria.

4. Convocar las elecciones para los cargos rectores de la Junta de Gobierno.

5. Nombrar las Comisiones, dentro o fuera de la Junta de Gobierno, que estime necesarias para la gestión, investigación, control y otras funciones que estime asimismo necesarias o convenientes para la buena marcha del Colegio.

6. Nombrar las Juntas de estimación de honorarios profesionales y establecer los medios adecuados para llevar a buen término el cobro de aquellos honorarios e importes acreditados.

7. Administrar, recaudar y distribuir los bienes y fondos del Colegio, de acuerdo con las directrices marcadas y aprobadas por la Asamblea General de Colegiados.

8. Aprobar para su presentación a la Asamblea General de Colegiados, tanto los Estados de Cuentas del ejercicio, como los Presupuestos de Gastos e Ingresos para el siguiente, con su correspondiente Memoria. Liquidación que lo justifique, que confeccionará el Tesorero e Interventor-Contador.

9. Redactar y confeccionar el Balance General de la Contabilidad Presupuestaria con su correspondiente liquidación, que suscribirán el Tesorero e Interventor-Contador.

10. Determinar las entidades bancarias donde deben abrirse las cuentas corrientes o de ahorros del Colegio y constituir los depósitos, quedando autorizado el Decano para que con su firma, conjuntamente con la del Tesorero o Secretario, se disponga de fondos, efectúe o cancele los mencionados depósitos y cuentas. Todas las operaciones que se realicen precisan siempre del visado del Decano o persona que lo sustituya.

Acordar la adquisición de valores en los cuales invierta su capital social.

11. Fijar los gastos de representación que puedan ser determinados en Presupuestos o aceptados por la Asamblea General de Colegiados; determinar las asignaciones o retribuciones que se estimen que hayan de ser atribuidas, sin perjuicio de dar cuenta de todo ello a la Asamblea General de Colegiados.

12. Aprobar las Normas de Régimen Interno, incluidas las económicas, que considere beneficiosas para la buena marcha del Colegio.

13. Nombrar, destinar y separar o cesar a los empleados o colaboradores del Colegio.

14. Determinar y reglamentar los servicios de Asesoría Jurídica, Técnica, Fiscal y Laboral o cualquier otra, en beneficio de la Junta de Gobierno y/o de los colegiados.

15. Decidir sobre las diferencias, quejas o actuaciones de los miembros de la Junta de Gobierno, e incluso, sobre la suspensión provisional de las funciones de su cargo, sin perjuicio de previa apertura del correspondiente expediente y la resolución definitiva que adopte la Asamblea General de colegiados.

16. Nombrar, con carácter provisional, a miembros para sustituir las bajas que se produzcan en la Junta de Gobierno, sin perjuicio de que, para su nombramiento definitivo, hayan de cumplirse las normas que resulten de estos Estatutos. Excepto para el cargo de Decano, la Junta de Gobierno propondrá a la Asamblea General, para su aprobación, la rotación de los cargos dentro de su seno, para cubrir los cargos internos que se hayan producido, en orden a una mejor funcionalidad y efectividad de la misma.

17. Aprobar las cuotas periódicas de los colegiados; proponer a la Asamblea General las cuotas o derramas extraordinarias y aprobar, siguiendo las directrices del Consejo, las cuotas de entrada, derechos de examen y aportación periódica a este último, así como las tasas de los reingresos.

18. Elaborar Memorias y Estadísticas de asuntos relativos a la profesión y circunscritas a su ámbito territorial, para información de sus colegiados y del Consejo Superior.

19. Vigilar el cumplimiento de los requisitos legales y formales establecidos para la apertura de Despachos.

20. La Junta de Gobierno queda expresamente facultada para emprender las acciones legales necesarias ante los Tribunales de Justicia, tendentes al cobro de las cuotas de los colegiados declarados morosos por la propia Junta en el expediente abierto a tal fin.

21. En general, todos aquellos asuntos que afecten a la vida colegial, aunque no hayan sido especificados en estos Estatutos, sin perjuicio, en su caso, de solicitar la ratificación de sus acuerdos de la Asamblea General de Colegiados, si asumiéndolo lo aconsejase o determinase.

Artículo 18.- Del Decano.

Corresponden al Decano, como Órgano Rector del Colegio, las siguientes atribuciones y facultades:

1. Ostentar plenamente, en todos los casos, la representación del Colegio Territorial ante toda clase de Autoridades, Organismos, Tribunales, Entidades, Corporaciones y particulares.

2. Velar por el exacto cumplimiento de las disposiciones legales en todo lo previsto en estos Estatutos, en lo que establezcan los Reglamentos de Régimen Interior y de los acuerdos que se adopten válidamente por la Asamblea General de Colegiados, por la Junta de Gobierno y por las Autoridades.

3. Disponer todo lo conveniente para la buena marcha del Colegio, adoptando aquellas medidas que por su urgencia no sea posible someter a la Junta de Gobierno, dando cuenta a ésta en la primera reunión.

4. Convocar y presidir las reuniones de la Asamblea General de Colegiados y Junta de Gobierno, canalizando las discusiones y evitando que se traten otros temas o asuntos distintos de los que consten en el Orden del Día, asignando los turnos de intervención, declarando el fin del debate de los temas a tratar y levantando la sesión cuando lo crea oportuno.

5. Decidir con su voto de calidad los empates que se produzcan en cualquier tipo de votación.

6. Autorizar con su visto bueno las Actas de las reuniones que se celebren por la Asamblea General o la Junta de Gobierno.

7. Presidir todas las Comisiones que se nombren, sea cual sea el asunto de que se trate, si así lo estima conveniente.

8. Visar, en su caso, o delegar el visado, para las certificaciones que expida el Colegio.

9. Ordenar los pagos que se hayan de realizar con cargo a los fondos colegiales.

10. Autorizar con su firma la retirada de fondos de las cuentas corrientes o de ahorro del Colegio, uniendo su firma a la del Tesorero o Secretario, así como la adquisición o cancelación de depósitos y valores.

11. Autorizar con su firma la adquisición o enajenación, por cualquier título, de bienes muebles o inmuebles, sin perjuicio del acuerdo estatutario previo de la Junta de Gobierno para los muebles, y de la Asamblea General para los inmuebles.

12. Autorizar con su firma los títulos, carnés y tarjetas de los colegiados miembros.

13. Asistir en representación del Colegio a las reuniones del Consejo Superior, así como a las de las Entidades u Organismos de la misma profesión, dentro o fuera del ámbito territorial de la provincia, pudiendo delegar tal representación en cualquier otro miembro de la Junta.

14. Firmar, representando al Colegio, todos aquellos escritos dirigidos a Autoridades, Corporaciones, Consejos, Tribunales o Juzgados y particulares.

15. Otorgar poderes en nombre del Colegio para la representación preceptiva o potestativa del mismo ante cualquier grado de jurisdicción, incluso ante los Tribunales Superiores en todas aquellas acciones, excepciones, recursos, e incluso el de casación y revisión de otras actuaciones que se tramiten ante éstos, en defensa tanto del Colegio como de la profesión.

16. El Decano podrá delegar todas sus funciones en los Vicedecanos, particularizando con independencia sobre los mismos los distintos asuntos correspondientes a la profesión y a sus obligaciones y derechos para el mejor cumplimiento de los fines del Colegio.

17. Al Decano le corresponde el tratamiento de Ilustrísimo.

Artículo 19.- De los Vicedecanos.

Los Vicedecanos sustituirán, por su orden, al Decano en ausencias y enfermedades y, en su caso de vacante hasta que haya sido cubierta. Caso de estar ausentes o enfermos, también, los Vicedecanos, presidirá el Vocal que ocupe el primer puesto por el orden numérico en el que han sido nombrados.

Artículo 20.- El Secretario.

Corresponde al Secretario:

1. Redactar, firmar y remitir todas las citaciones para las reuniones, sesiones y actos de la Junta de Gobierno y Asamblea General de Colegiados, según lo ordene el Decano.

2. Redactar y firmar las Actas de las reuniones de los Órganos mencionados en el apartado anterior, las cuales llevarán el visto bueno del Decano.

3. Llevar los correspondientes libros de Actas en los cuales consten las reuniones que celebre cada uno de los Órganos mencionados en el número uno de este artículo.

4. Llevar, asimismo, los correspondientes libros de entrada y salida de documentos, archivos de éstos, ficheros e índices complementarios.

5. Recibir toda la documentación que se refiera a Secretaría o miembros de la Junta que corresponda al Asesor Jurídico, si ha de emitir informe o dictamen, y al Decano en todos aquellos casos en que vayan dirigidos al Colegio o a la Junta de Gobierno.

6. Extender y autorizar con su firma las comunicaciones, órdenes y circulares que se deban dirigir por orden del Decano a la Junta de Gobierno.

7. Retirar fondos de las cuentas corrientes o de ahorro, conjuntamente con el Decano.

8. Redactar la Memoria que refleje las actividades de la Junta de Gobierno para someterla a la consideración y aprobación de la Asamblea General de Colegiados.

9. Custodiar el sello y la documentación oficial del Colegio, así como de los servicios que del mismo dependen, en la forma reglamentaria.

10. Expedir con el visto bueno del Decano, en su caso, las certificaciones y legalizaciones que correspondan.

11. Llevar el fichero de todos los miembros del Colegio, ejercientes y no ejercientes, miembros de honor u otros miembros, en el cual figurará la firma de cada uno.

12. Atender las consultas que se le formulen en relación con la Secretaría, y extender las certificaciones de confrontación de firmas que se le soliciten con objeto de otorgar representación para asistencia a las Asambleas Generales.

13. Ordenar los turnos y repartos, con el visto bueno del Decano, a los colegiados sobre los asuntos profesionales y administrativos que soliciten directamente al Colegio.

14. Dirigir a los empleados del Colegio, ordenándoles todo aquello necesario para el mejor servicio de la Oficina, proponiendo a la Presidencia, previamente, aquello que estime conveniente para mejorar la organización administrativa, y, en general, todas aquellas facultades inherentes al cargo.

15. Con carácter regular, mensualmente, presentará a la Presidencia, un resumen de todas las consultas formuladas en Secretaría, que hayan sido despachadas, bien por el personal administrativo, o por cualquier otro miembro de la Junta de Gobierno.

16. Delegar, si lo estima conveniente, todas aquellas tareas de puro trámite, en la persona responsable de la Oficina.

Artículo 21.- Del Vicesecretario.

El Vicesecretario sustituirá al Secretario en todos los casos de ausencia o enfermedad, utilizando la antefirma de "Secretario en funciones". Cuando también el Vicesecretario esté enfermo o ausente, sustituirá al Secretario, con la antefirma que se acaba de indicar, el Vocal que ocupe el primer puesto por el orden numérico que le corresponda en su nombramiento.

Artículo 22.- El Tesorero.

Corresponde al Tesorero:

1. Recaudar y custodiar bajo su responsabilidad, los fondos pertenecientes al Colegio, manteniendo en Caja la reserva dineraria que estime la Presidencia.

2. Llevar, con las debidas formalidades, los libros de entrada y salida de fondos, conservando los justificantes necesarios para las oportunas comprobaciones de la Junta de Gobierno y de la General, cuando proceda.

3. Formalizar periódicamente las cuentas de ingresos y gastos para someterlas a la aprobación de la Junta de Gobierno, dando cuenta de los resultados bimestrales.

4. Retirar fondos de las cuentas corrientes y de ahorro juntamente con el Decano, así como concluir y cancelar depósitos por acuerdos de la Junta de Gobierno.

5. Formalizar, sometiéndolo a la aprobación de la Junta de Gobierno, las cuentas anuales y previsiones de ingresos y gastos, y formular, conjuntamente con el Interventor-Contador, los Presupuestos de cada ejercicio y la liquidación del ejercicio anterior que se deban someter a la Asamblea General de Colegiados.

6. Llevar la Contabilidad Presupuestaria conforme a las reglas vigentes, confeccionando los libramientos de acuerdo con las normas establecidas por la Junta de Gobierno.

Artículo 23.- El Interventor-Contador.

Corresponde al Interventor-Contador:

1. Intervenir los documentos de cobros y pagos, y responder de la Contabilidad, para lo cual se llevarán los libros necesarios para el registro de los ingresos y pagos del Colegio.

2. Confeccionar, conjuntamente con el Tesorero, el Presupuesto de Ingresos y Gastos anual, con su correspondiente Memoria que se ha de someter a la Asamblea General de Colegiados.

3. Practicar las operaciones de liquidación del Presupuesto del ejercicio anterior, que con su reglamentaria Memoria justificativa, quedará a disposición de los Colegiados que deseen examinarlos, durante el plazo de un mes antes de la correspondiente Asamblea General.

Artículo 24.- De los Vocales.

Los Vocales tendrán las siguientes misiones:

1. Colaborar en los trabajos de la Junta de Gobierno, asistiendo a sus deliberaciones con voz y voto, y realizando los cometidos que se les señalen.

2. Formar parte de las Comisiones o Ponencias que se constituyan para el estudio de asuntos o cuestiones que afecten, tanto a la vida del Colegio como a los intereses profesionales del mismo.

3. Sustituir, por el orden numérico en el que han sido nombrados, a cada uno de los cargos de la Junta de Gobierno por ausencia o enfermedad. Para la sustitución del Decano o Vicedecanos se requerirá previo acuerdo de la Junta de Gobierno.

Artículo 25.- De los miembros de honor.

Considerando que existen personas naturales que se pueden hacer acreedoras a ser distinguidas como miembros de honor de la Junta de Gobierno o del Colegio, a propuesta de la Junta de Gobierno, en un porcentaje no inferior al 25% de su conjunto, se podrá hacer el nombramiento siempre que sea ratificado por la Asamblea General en acuerdo tomado por mayoría simple.

Tendrá especial significación para el nombramiento de miembro de honor el hecho de que el propuesto haya ostentando el cargo de Decano del Colegio.

Los miembros de honor tendrán derecho a asistir a las Asambleas Generales, con voz y sin voto. Se entiende que el derecho a voto lo podrán usar si además de miembro de honor fuera miembro del Colegio en el momento de celebrarse la Junta.

Artículo 26.- Duración de los cargos de la Junta de Gobierno y sanciones.

1. Todos los miembros de la Junta de Gobierno serán elegidos por votación en la Asamblea General de Colegiados, entre los que cuenten con una antigüedad superior a los cinco años.

2. Todos los cargos de la Junta de Gobierno serán elegibles rigiéndose las elecciones por las normas contenidas en la Orden del Ministerio de Comercio de 12 de julio de 1968.

3. Únicamente los cargos de Decano, Vicedecano primero, y el 50% de los miembros habrán de recaer forzosamente en colegiados en ejercicio.

4. Los cargos de la Junta de Gobierno tendrán una duración de cuatro años. En cada período cuatrienal la Junta se renovará en su totalidad. El período máximo de permanencia consecutivo del Decano será de dos mandatos. Agotados los dos mandatos consecutivos de cuatro años, el colegiado que pretenda volver a presentarse a candidato, deberá permanecer un mandato de cuatro años fuera de la Junta.

5. Siempre que sean renovados en Asamblea General los cargos de la Junta de Gobierno y en el plazo de diez días se comunicará al Consejo Autonómico, si lo hubiese, y al Consejo Superior, así como a la Consejería de la Presidencia del Gobierno de Canarias la nueva composición de la misma.

6. Asimismo se comunicará a los entes referidos las modificaciones que se vayan produciendo de la composición de la Junta de Gobierno.

7. Los miembros de la Junta de Gobierno que dejasen de asistir, sin causa debidamente justificada, a tres sesiones consecutivas o cinco en un semestre, serán relevados del cargo para el que fueron designados, pudiendo la Junta de Gobierno proveer, con carácter interino, la vacante producida si había sido designado por la Asamblea General o elevando propuesta al Consejo Superior si por él fue nombrado.

En el expediente personal del colegiado relevado de su cargo por esta causa, quedará constancia de ello.

CAPÍTULO V

I. COLEGIACIÓN Y FORMA DE EJERCICIO

Artículo 27.- Para ingresar en el Colegio será necesario:

a) Hallarse en posesión de los títulos de Perito, Profesor o Intendente Mercantil, Actuario de Seguros, Diplomado o Licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales, Licenciado en Administración y Dirección de Empresas, Grado en Administración y Dirección de Empresas, Grado en Contabilidad y Finanzas, Grado en Contabilidad y Tributación, Grado en Finanzas, Másters en las especialidades anteriores, así como otras denominaciones equivalentes que se implanten en las Facultades o Escuelas de Ciencias Económicas y Empresariales con motivo de la adaptación de los títulos al Espacio Europeo de Educación Superior, relacionadas con las actividades propias de la profesión que compete a este Colegio, Doctor en Ciencias Económicas y Empresariales, así como las Sociedades Profesionales.

b) Carecer de antecedentes penales por delitos dolosos o culposos.

c) Los titulados extranjeros podrán incorporarse a este Colegio siempre que reúnan los requisitos para ejercer la profesión en el Estado Español y de acuerdo con lo dispuesto por la legislación que regula el trabajo de los extranjeros en España. En el caso de los nacionales miembros de la Unión Europea su incorporación se hará de acuerdo con la normativa específica aplicable.

Artículo 28.- La colegiación se solicitará mediante instancia dirigida al Decano del Colegio, presentado por un colegiado con más de seis meses de colegiación.

A la instancia se unirán los documentos que acrediten reunir las condiciones exigidas en el artículo anterior.

Artículo 29.- El Secretario del Colegio examinará la instancia, emitirá su informe y la someterá a la Junta de Gobierno para su resolución. Esta resolución será comunicada al interesado, por escrito del Secretario, con el visto bueno del Decano, dándose cuenta seguidamente al Consejo Autonómico o, en su caso, al Consejo Superior.

Artículo 30.- Los solicitantes no admitidos tendrán derecho a retirar su documentación, salvo la instancia, que quedará archivada en la Secretaría del Colegio, con la expresión de las causas por las que haya sido denegada.

Los solicitantes no admitidos podrán recurrir su no admisión ante el Consejo Autonómico, si estuviese constituido, o ante el Consejo Superior, en el plazo de un mes a partir de la fecha en que se les comunique tal acuerdo. La resolución que se adopte, oído el Colegio, pondrá fin a la vía administrativa.

Artículo 31.- La calidad de colegiado se pierde:

a) A petición propia, siendo condición previa demostrar su baja en el Impuesto de Actividades Económicas, u otro documento tributario que manifieste fehacientemente el cese en la actividad, en el caso de desaparecer el IAE.

b) Morosidad reiterada impidiéndole el ejercicio de la profesión tras acuerdo motivado de la Junta, con independencia de la actuación que el Colegio pueda emprender, tanto judicial como extrajudicial, para el cobro de la deuda acumulada hasta la fecha.

c) Por expulsión, decretada por el Colegio y sancionada por el Consejo Superior.

d) Por incapacidad legal derivada de condena judicial.

Artículo 32.- El colegiado que causase baja perderá todos los derechos inherentes a la colegiación. Si se admitiera su reingreso habrá de satisfacer la cuota de entrada que estuviese establecida para los de nuevo ingreso y las mensualidades atrasadas en el momento de la baja.

Artículo 33.- Los colegiados podrán solicitar a quienes demanden sus servicios la firma de la nota-encargo que contendrá como mínimo la determinación suficiente del objeto de la prestación y su coste previsto o previsible.

Artículo 34.- La colegiación se realizará, de acuerdo con estos Estatutos, de forma personal e individual, sin que ello impida que los colegiados estén organizados de forma societaria adoptando cualquiera de las formas admitidas en Derecho.

II. COLEGIADOS PROCEDENTES

DE OTROS COLEGIOS TERRITORIALES HOMÓLOGOS

Artículo 35.- Bastará la colegiación en un solo Colegio, que será el del domicilio profesional único o principal, para ejercer la profesión en todo el territorio nacional. Los colegiados inscritos en otros Colegios territoriales homólogos que pretendan llevar a cabo alguna actuación profesional dentro del ámbito territorial de este Colegio, deberá comunicarlo a éste con anterioridad a dicha actuación.

Artículo 36.- La comunicación a que se refiere el artículo 35, se entenderá válida, para cada actuación profesional.

Artículo 37.- Los colegiados inscritos en otros Colegios territoriales homólogos, no tienen, en este Colegio, la condición de colegiados, por lo que no disfrutarán de derechos políticos y, en consecuencia, no estarán obligados al pago de cuota ni derechos de entrada, sin perjuicio de abonar, en las mismas condiciones que los colegiados, las cantidades pertinentes por la prestación de servicios o realización de funciones colegiales.

Artículo 38.- Los colegiados a que hace referencia el artículo 35, quedarán sujetos a las normas comunes contenidas en los presentes estatutos por las actuaciones que lleven a cabo dentro de su ámbito territorial.

Artículo 39.- Para las comunicaciones a que hace referencia el artículo 35 anterior, se llevará un registro en donde quedará constancia de las mismas.

Artículo 40.- La Junta de Gobierno está facultada para la verificación de la inscripción obligatoria del colegiado en el Colegio territorial de su procedencia.

CAPÍTULO VI

DERECHOS Y DEBERES DE LOS COLEGIADOS

Artículo 41.- Son derechos de los colegiados:

a) El ejercicio de la profesión.

b) El disfrute de los servicios que tenga establecidos el Colegio.

c) La asistencia a los actos que organice el Colegio y la participación en las actividades colegiales.

d) La asistencia a las Asambleas Ordinarias y Extraordinarias, teniendo derecho a voz y voto, si tienen la antigüedad mínima de seis meses.

e) La participación en el régimen electoral, ya como votante o como candidato, tanto para la Junta de Gobierno, como para las Secciones y Comisiones establecidas en el Colegio. La participación como votante está limitada a los colegiados con más de seis meses de antigüedad en la colegiación; y, para ser candidatos habrán de tener una antigüedad mínima de dos años.

f) La recepción de todo tipo de comunicaciones que el Colegio realice, tanto para divulgar sus actividades, como para dar noticias de interés profesional, que sean de su interés.

g) La interposición de recursos contra los actos de la Junta de Gobierno en los términos en que se regulan en el Capítulo XIII de estos Estatutos.

h) Cualesquiera otros que les concedan las leyes o pueda acordar la Junta de Gobierno, dentro de sus competencias.

Artículo 42.- Los colegiados están obligados:

a) Al pago de las cuotas, tanto ordinarias, como extraordinarias, que acuerde la Junta de Gobierno o Asamblea General de Colegiados.

b) Están exentos del pago de cuotas los colegiados que acrediten de forma anticipada encontrarse en situación legal de desempleo.

c) El ejercicio de la profesión respetando en todo momento las normas éticas y deontológicas establecidas.

d) A la colaboración, dentro de sus posibilidades, con la Junta de Gobierno en aquellas tareas a las que se le convoque.

e) El cumplimiento de los acuerdos adoptados legítimamente por los órganos de gobierno del Colegio, así como por las Asambleas debidamente constituidas.

f) La comunicación de los cambios domiciliarios que se produzcan.

g) La guarda del secreto profesional.

h) Cualquier otro que las leyes establezcan o pueda adoptar la Junta de Gobierno dentro de sus competencias.

CAPÍTULO VII

RÉGIMEN JURÍDICO DE LOS ACTOS CORPORATIVOS

Artículo 43.- Los actos emanados de los órganos colegiales, en cuanto están sujetos al Derecho Administrativo, una vez agotados los recursos corporativos, serán directamente recurribles ante la Jurisdicción Contencioso-Administrativa.

Artículo 44.- Son nulos de pleno derecho: los que lesionen el contenido esencial de los derechos y libertades susceptibles de amparo constitucional; los actos manifiestamente contrarios a la Ley; los adoptados con notoria incompetencia; aquellos cuyo contenido sea imposible o sean constitutivos de delito; los dictados prescindiendo total y absolutamente del procedimiento legalmente establecido para ello o de las normas que contienen las reglas esenciales para la formación de la voluntad de los órganos colegiados; los actos expresos o presuntos contrarios al ordenamiento jurídico por los que se adquieran facultades o derechos cuando se carezca de los requisitos esenciales para su adquisición.

Son anulables los actos que incurran en cualquier infracción del ordenamiento jurídico, incluso la desviación de poder.

Artículo 45.- Contra los actos de la Junta de Gobierno podrá interponerse recurso de alzada conforme a los artículos 107 y 114 de la Ley 30/1992 ante el propio Consejo. El plazo para la interposición del recurso será de 15 días a partir de la notificación o conocimiento del acto; su resolución pone fin a la vía administrativa.

Artículo 46.- Contra los actos del Colegio cabe recurso de alzada ante el Consejo Autonómico, si lo hubiese, y en caso contrario, ante el Consejo Superior de acuerdo con lo dispuesto en la Ley 30/1992. Su resolución pone fin a la vía administrativa. En el caso de expedientes a colegiados cuya resolución sea la de expulsión del Colegio, cabrá un segundo recurso ante el Consejo Superior, que pondrá fin a la vía administrativa.

CAPÍTULO VIII

RÉGIMEN DISCIPLINARIO

DISPOSICIONES GENERALES

Artículo 47.- Con independencia de la responsabilidad civil o penal en que puedan incurrir, los colegiados quedan sujetos a la responsabilidad disciplinaria en los términos que disponen las normas legales aplicables.

Artículo 48.- Sanciones corporativas.

1. Las sanciones disciplinarias corporativas se harán constar siempre en el expediente personal del colegiado objeto de la sanción.

2. Las sanciones o correcciones disciplinarias que imponga la Autoridad Judicial, se harán constar o no en el expediente personal de éstos, a criterio de la Junta de Gobierno y atendiendo a las circunstancias del caso.

Artículo 49.- 1. El Colegio tiene jurisdicción disciplinaria para sancionar a los colegiados por los actos que realicen y las omisiones en que incurran en el ejercicio de la profesión, así como para cualquier otro acto u omisión que le sean imputables y sean contrarios al prestigio y competencia profesional, a la honorabilidad o al debido respeto a los órganos corporativos, a los compañeros y, en general, toda infracción de deberes profesionales o normas éticas de conducta cuantos éstas afecten a la profesión.

2. El Colegio ejercerá la jurisdicción disciplinaria por mediación de la Junta de Gobierno.

3. Si la acción disciplinaria se ejercita en relación a algún componente de la Junta de Gobierno, el Consejo de Colegios Oficiales de Titulados Mercantiles y Empresariales, será conocedor del expediente.

CAPÍTULO IX

FALTAS, SANCIONES Y PRESCRIPCIÓN

Artículo 50.- Clases de faltas.

Las faltas que comporten sanción disciplinaria se clasifican en muy graves, graves y leves.

Artículo 51.- Faltas muy graves.

a) La infracción de las prohibiciones del ejercicio profesional en los casos legalmente incompatibles.

b) La prestación de servicios profesionales con incumplimiento de los requisitos especificados en estos Estatutos, y cualquier otra infracción que en los presentes Estatutos tenga la calificación de falta muy grave.

c) Los actos y las omisiones que constituyen ofensa grave a la dignidad de la profesión o a las reglas éticas que la gobiernan.

d) El atentado a la dignidad y al honor de las personas que integran la Junta de Gobierno, que actúen en el ejercicio de sus funciones, y contra todos los compañeros con motivo del ejercicio profesional.

e) El cometer delitos en cualquier grado de participación, como consecuencia del ejercicio de la profesión.

f) La realización de actividades, constitución de asociaciones o formar parte de éstas, cuando tengan como finalidad o realicen funciones que sean propias del Colegio o que en cualquier forma las interfieran.

g) La reiteración en falta grave.

h) El encubrimiento del intrusismo profesional.

i) La comisión de infracciones que por su número o gravedad resultasen moralmente incompatibles con el ejercicio de la profesión.

j) El impago de tres cuotas o retraso reiterado en el pago de las mismas.

Artículo 52.- Faltas graves.

Son faltas graves:

a) El incumplimiento grave de las normas estatutarias o de los acuerdos adoptados por el Colegio, a no ser que constituyan falta de superior entidad.

b) La falta de respeto, por acción u omisión, a los componentes de la Junta de Gobierno que actúen en el ejercicio de sus funciones.

c) Los actos de desconsideración manifiesta en relación a los compañeros en el ejercicio de la actividad profesional.

d) La competencia desleal.

e) Los actos y las omisiones descritos en los apartados a), b), c) y e) del artículo anterior, cuando no tengan entidad suficiente para ser considerados muy graves.

Artículo 53.- Faltas leves.

Son faltas leves:

a) La negligencia en el cumplimiento de las normas estatutarias.

b) Las infracciones leves de los deberes que la profesión impone.

c) Los actos enumerados en el artículo anterior, cuando no tengan entidad suficiente para ser considerados como graves.

Artículo 54.- Sanciones.

Las sanciones que puedan imponerse son:

1. Por faltas muy graves:

a) Para las de los apartados b), c), d), e), f), g) y h) del artículo 51 suspensión del ejercicio de la profesión por un plazo superior a tres meses sin pasar de dos años.

b) Para el apartado j), con independencia de la recuperación de las cuotas, la suspensión del ejercicio de la profesión por un plazo superior a tres meses sin pasar de dos años. Si persistiera la actitud o fuese permanentemente reiterada, la expulsión del Colegio.

c) Para los apartados a) e i) de dicho artículo, expulsión del Colegio.

2. Por faltas graves:

Suspensión del ejercicio de la profesión por un término no superior a tres meses.

3. Por faltas leves:

a) Apercibimiento por escrito.

b) Reprensión privada.

Artículo 55.- La Junta de Gobierno remitirá al Consejo de Titulados Mercantiles y Empresariales Autonómico, si lo hubiese, y al Consejo Superior de Colegios Oficiales de Titulados Mercantiles y Empresariales de España, testimonio de sus acuerdos de condena en los expedientes sobre responsabilidad disciplinaria de los colegiados, por faltas graves o muy graves.

Artículo 56.- Las infracciones muy graves prescribirán a los tres años, las graves a los dos años, y las leves a los seis meses.

Las sanciones impuestas por faltas muy graves prescribirán a los tres años, las impuestas por faltas graves a los dos años, y las impuestas por faltas leves al año.

CAPÍTULO X

PROCEDIMIENTO SANCIONADOR

Disposición General

Artículo 57.- No podrá imponerse ninguna de las sanciones establecidas, sino en virtud del procedimiento regulado en las presentes normas.

CAPÍTULO XI

INICIACIÓN

Artículo 58.- Siempre que el Colegio tenga noticias de actuaciones de alguno de sus colegiados que estime incursas en cualquiera de los casos señalados en los artículos 51, 52 y 53 podrá iniciar este procedimiento.

A tal efecto, la Junta de Gobierno del Colegio podrá acordar la instrucción de una información reservada antes de decidir la incoación del expediente o, en su caso, archivar las actuaciones.

La información reservada se orientará a determinar, con la mayor precisión posible, los hechos susceptibles de motivar la incoación de expediente, con la identificación del responsable o responsables y las circunstancias relevantes que puedan concurrir.

Cuando de la información se concluya que ha prescrito la infracción, la Junta de Gobierno acordará la conclusión del procedimiento con archivo de las actuaciones.

Artículo 59.- La incoación del expediente será acordada por mayoría absoluta de los componentes de la Junta de Gobierno del Colegio, debiendo comunicarse expresamente al sometido a expediente.

Artículo 60.- En el mismo acto en que la Junta de Gobierno acuerde la incoación del expediente, se nombrará un Instructor y un Secretario, hecho que será igualmente notificado al sometido a expediente.

Artículo 61.- Si la gravedad de los hechos lo aconseja, la Junta de Gobierno podrá suspender en el ejercicio de sus funciones y, mientras dure la substanciación del procedimiento, al colegiado.

Artículo 62.- Tanto el nombramiento de Instructor como el de Secretario podrá recaer en cualquier colegiado.

Artículo 63.- La aceptación de los cargos de Instructor y Secretario será obligatoria, salvo en los siguientes casos:

a) Parentesco con el sometido a expediente.

b) Ser los designados mayores de 70 años.

c) Amistad íntima o enemistad manifiesta con el sometido a expediente.

Substanciación

Artículo 64.- El Instructor, a la vista de la información reservada llevada a cabo por la Junta de Gobierno, podrá ordenar la práctica de cuantas pruebas y actuaciones conduzcan al esclarecimiento de los hechos y a determinar las responsabilidades susceptibles de sanción.

Artículo 65.- La práctica de las pruebas y actuaciones a que se refiere el artículo anterior, deberán ser realizadas, salvo causas de fuerza mayor, en un plazo que no será superior a 30 días ni inferior a 20.

Artículo 66.- A la vista de las pruebas y actuaciones realizadas, el Instructor formulará un pliego de cargos en el que se expondrán los hechos imputados, o en su caso, elevará razonada exposición a la Junta de Gobierno del Colegio cuando considere que no existen motivos suficientes para presentar el pliego de cargos. En este último caso se archivarán las actuaciones.

Artículo 67.- El pliego de cargos se notificará al sometido a expediente por correo certificado con acuse de recibo, concediéndosele un plazo de 15 días para formular alegaciones y presentar los documentos e informaciones que estime pertinentes.

Artículo 68.- Contestado el pliego de cargos o transcurrido el plazo para hacerlo, el Instructor elevará a la Junta de Gobierno del Colegio, juntamente con la Propuesta de Resolución, todo lo actuado desde la iniciación del expediente.

CAPÍTULO XII

RESOLUCIÓN

Artículo 69.- Recibido el expediente por la Junta de Gobierno, ésta deberá comunicar al sometido a expediente la Propuesta de Resolución para que en el plazo de 10 días pueda alegar cuanto estime conveniente a su defensa.

Artículo 70.- Hechas las alegaciones o transcurrido el plazo para hacerlas, se reunirá la Junta de Gobierno del Colegio para fallar el expediente en el plazo de 10 días.

Artículo 71.- El acuerdo de la Junta de Gobierno será motivado y adoptado por la mayoría absoluta de sus componentes.

CAPÍTULO XIII

RECURSOS

Artículo 72.- Contra la resolución de la Junta de Gobierno del Colegio, cabe recurso, en el término de 15 días, ante el Consejo Superior Autonómico, si lo hubiese, y en caso contrario, ante el Consejo Superior de Colegios Oficiales de Titulados Mercantiles y Empresariales de España.

CAPÍTULO XIV

PREMIOS Y DISTINCIONES

Artículo 73.- El Colegio, a propuesta de su Decano, de sus miembros, o de cualquier entidad podrá nombrar miembros de honor del Colegio u otorgarle cualquier otra distinción a aquellas personas, nacionales o extranjeras, sean o no colegiados que hayan prestado servicios relevantes a la profesión.

Artículo 74.- La Asamblea General sancionará los nombramientos de Colegiados de Honor que hubiera acordado la Junta de Gobierno del Colegio.

DISPOSICIÓN TRANSITORIA

Con el fin de facilitar la regularización de situaciones atípicas preexistentes, se establece de forma excepcional la exoneración de las cuotas de entrada, a todos aquellos Titulados Mercantiles y Empresariales que se den de alta desde la fecha de aprobación de la presente disposición hasta el 31 de diciembre de 2002.- Las Palmas de Gran Canaria, a 6 de febrero de 2008.

© Gobierno de Canarias