Gobierno de Canarias

Comunidad Autónoma de Canarias

Boletín Oficial de Canarias

Estás en:

BOC Nº 76. Jueves 19 de Abril de 2018 - 1854

ATENCION. La versión HTML de este documento no es oficial. Para obtener una versión oficial, debe descargar el archivo en formato PDF.

IV. ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA - Juzgado de Primera Instancia nº 5 de Las Palmas de Gran Canaria

1854 EDICTO de 26 de enero de 2018, relativo al fallo de la sentencia dictada en los autos de procedimiento de familia. Divorcio contencioso nº 0000529/2017.

3 páginas. Formato de archivo en PDF/Adobe Acrobat. Tamaño: 244.34 Kb.
BOC-A-2018-076-1854. Firma electrónica - Descargar

CÉDULA DE NOTIFICACIÓN

En el procedimiento de referencia se ha dictado la resolución del tenor literal siguiente:

SENTENCIA

En Las Palmas de Gran Canaria, a diecisiete de enero de dos mil dieciocho.

Vistos por Dña. Lorena Quiles Vallejo, Juez de Adscripción Territorial designada como Refuerzo del Juzgado de Primera Instancia nº 5 de Las Palmas de Gran Canaria los presentes autos de Juicio Verbal de Divorcio seguidos con nº 529/2017, promovidos por Dña. Maray Betancourt Guzmán, representada por el Procurador D. Carlos Martín Rodríguez y asistida por el Letrado D. Ángel Luis Calonge Ramírez, formula demanda de divorcio contencioso contra D. José Ismael Casas Montenegro, rebelde en las presentes actuaciones.

ANTECEDENTES DE HECHO

Primero.- Que por el Procurador de los Tribunales D. Carlos Martín Rodríguez, en nombre y representación de Dña. Maray Betancourt Guzmán se formuló demanda de divorcio contenciosa contra D. José Ismael Casas Montenegro alegando los hechos y fundamentos de derecho que estimó oportunos e interesando una Sentencia estimatoria de la acción ejercitada.

Segundo.- Por Decreto de fecha 19 de mayo de 2017 se admitió a trámite la demanda, acordando el emplazamiento del demandado a fin de que en el término de veinte días se personase en forma y contestara a la misma, lo que no verificó en plazo, por lo que mediante Diligencia de Ordenación de fecha 22 de noviembre de 2017 se declaró al demandado en situación de rebeldía procesal en virtud a lo establecido en el artículo 496 de la Ley de Enjuiciamiento Civil.

Tercero.- Mediante Diligencia de Ordenación de fecha 22 de noviembre de 2017 se señaló la celebración de la vista que tuvo lugar el día 17 de enero del año en curso. Llegado el día de la vista compareció la parte actora con la debida postulación, no así el demandado rebelde; ratificándose en sus pretensiones e interesando el recibimiento del pleito a prueba; practicándose la prueba propuesta y admitida con el resultado que obra en el acta de grabación; quedando los autos conclusos y vistos para dictar Sentencia.

Cuarto.- En la tramitación de este procedimiento se han observado todas las prescripciones legales para dictar la presente Resolución.

FUNDAMENTOS JURÍDICOS

Primero.- En el presente procedimiento la parte actora ejercita una acción tendente a obtener la disolución del matrimonio contraído por las partes por divorcio así como todos los efectos legales inherentes a tal pronunciamiento.

Teniendo en cuenta tal pretensión y partiendo de que la declaración de rebeldía del demandado que no supone un allanamiento ni admisión de los hechos de la demanda según señala el artículo 496 de la Ley de Enjuiciamiento Civil, la resolución de la controversia surgida debe efectuarse atendiendo al resultado de la prueba practicada a instancia de cada una de las partes según el artículo 217 de la Ley de Enjuiciamiento Civil.

Segundo.- Respecto a la pretensión principal de que se declare el divorcio de los cónyuges, y concurriendo la causa legal contemplada en el artículo 86 del Código Civil que dispone: "Se decretará judicialmente el divorcio, cualquiera que sea la forma de celebración del matrimonio, a petición de uno solo de los cónyuges, de ambos o de uno con el consentimiento del otro, cuando concurran los requisitos y circunstancias exigidos en el artículo 81."; en relación con el artículo 81 del mismo cuerpo legal que establece: "Se decretará judicialmente la separación, cualquiera que sea la forma de celebración del matrimonio (...). 2º.- A petición de uno solo de los cónyuges, una vez transcurridos tres meses desde la celebración del matrimonio".

En el presente caso, se dan los requisitos objetivos exigido en los preceptos reseñados en el párrafo anterior, pues de la certificación registral de inscripción del matrimonio se deduce que ha transcurrido el plazo legal de los tres meses, dado que las partes contrajeron matrimonio el día 26 de marzo de 2009.

Consecuentemente, procede declarar la disolución del matrimonio contraído por las partes por divorcio con todos los efectos legales inherentes a tal pronunciamiento.

Tercero.- Sin pronunciamiento condenatorio en cuanto a las costas procesales devengadas en esta instancia.

Vistos los preceptos legales citados y demás de general y pertinente aplicación

FALLO

Que estimando íntegramente la demanda de divorcio presentada por el Procurador D. Carlos Martín Rodríguez, en nombre y representación de Dña. Maray Betancourt Guzmán contra D. José Ismael Casas Montenegro, debo declarar y declaro la disolución del matrimonio contraído entre los mismos por divorcio con todos los efectos legales inherentes a tal pronunciamiento.

Una vez firme la presente Resolución, de conformidad con lo dispuesto en el artículo 755 de la LEC, líbrese -de oficio- exhorto al Registro Civil, con testimonio de la misma, para su constancia al margen de la inscripción de matrimonio de los litigantes.

Sin hacer pronunciamiento condenatorio en cuanto a las costas procesales devengadas en esta Primera Instancia.

Notifíquese a las partes que la presente Resolución no es firme y que contra ella cabe recurso de apelación que se interpondrá por escrito ante este Juzgado en el término de veinte días.

Así por esta mi Sentencia lo acuerdo, mando y firmo.

PUBLICACIÓN.- La anterior Sentencia ha sido leída y publicada por la Sra. Juez de Adscripción Territorial designada como refuerzo en el Juzgado de Primera Instancia nº 5 de Las Palmas de Gran Canaria y su Partido, de lo que doy fe.

Y como consecuencia del ignorado paradero de D. José Ismael Casas Montenegro, se extiende la presente para que sirva de cédula de notificación.

En Las Palmas de Gran Canaria, a 26 de enero de 2018.- El/la Letrado/a de la Administración de Justicia.

© Gobierno de Canarias