Gobierno de Canarias

Comunidad Autónoma de Canarias

Boletín Oficial de Canarias

Estás en:

BOC Nº 077. Viernes 23 de Junio de 2000 - 819

III. OTRAS RESOLUCIONES - Consejería de Sanidad y Consumo

819 - ORDEN de 19 de abril de 2000, por la que se aprueban las bases generales de las convocatorias de las ayudas para el traslado de fallecidos a su isla de procedencia o residencia y se convocan las correspondientes al ejercicio de 2000.

Descargar en formato pdf

Mediante Orden de este Departamento, de 31 de julio de 1996, se aprobaron las bases generales de las convocatorias de las ayudas para el traslado de fallecidos a su isla de procedencia o residencia y se convocaron las correspondientes al ejercicio de 1996, cumpliendo el compromiso adquirido por el Servicio Canario de la Salud ante el Parlamento de Canarias, primando consideraciones de carácter humano para hacer frente al coste que suponen los traslados de los pacientes fallecidos a su isla, y tratando de eliminar, o al menos reducir, el factor económico en la voluntad familiar a la hora de tomar la decisión del traslado del paciente fallecido.

La efectividad que han demostrado estas ayudas, consiguiendo los objetivos propuestos, hace necesaria su continuidad y mantenimiento por parte del Servicio Canario de la Salud con el fin de dar una respuesta acertada a la situación que constituye el objeto de la ayuda, que inevitablemente afecta negativamente al patrimonio de las personas que se ven inmersas en la misma.

El artículo 52 de la Ley 7/1984, de 11 de diciembre, de la Hacienda Pública de la Comunidad Autónoma de Canarias, en la redacción dada por la Disposición Adicional Decimoséptima de la Ley 14/1994, de 27 de diciembre, de Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma de Canarias para 1995, establece en su punto 7, al igual que el artículo 81 de la Ley General Presupuestaria, que la concesión de ayudas y subvenciones se ajustará a los principios de objetividad, publicidad, concurrencia e igualdad, mediante convocatoria pública en el Boletín Oficial de Canarias, con las bases que se fijen reglamentariamente, sin perjuicio de los supuestos en que, por la naturaleza de las mismas o por razón de los beneficiarios, pueden concederse sin promover la concurrencia, principios que ya inspiraron la Orden de 1996, de acuerdo con el ordenamiento jurídico vigente al tiempo de su entrada en vigor. En este sentido, el Decreto 337/1997, de 19 de diciembre, por el que se establece el régimen general de ayudas y subvenciones de la Administración Pública de la Comunidad Autónoma de Canarias (B.O.C. nº 170, de 31.12.97), fija los requisitos que como mínimo deben contener las bases de las convocatorias públicas.

Sin embargo, la entrada en vigor del citado Decreto 337/1997, de 19 de diciembre, que supuso la derogación del marco normativo tenido en cuenta en la elaboración de la Orden de 31 de julio de 1996, y especialmente lo establecido en su Disposición Transitoria Segunda en relación con la Disposición Adicional Primera, obliga a la elaboración y publicación de una nueva Orden, que, con el mismo objeto se adapte a las disposiciones jurídicas vigentes en materia de ayudas y subvenciones.

En su virtud, a propuesta de la Secretaría General del Servicio Canario de la Salud,

D I S P O N G O:

Artículo 1.- Objeto.

La presente Orden tiene por objeto la aprobación de las bases generales que regirán las convocatorias anuales para la concesión de ayudas en materia de traslado de fallecidos a su isla de procedencia o residencia, así como la convocatoria para el año 2000.

Las bases generales se incorporan a la presente Orden como anexo.

Artículo 2.- Convocatoria del año 2000.

Se convocan para 2000 las ayudas a que se hace referencia en el artículo anterior.

El importe destinado a la presente convocatoria asciende a diez millones (10.000.000) de pesetas, con cargo a la siguiente aplicación presupuestaria de la Dirección General de Salud Pública del Servicio Canario de la Salud 14.21.413A 480.11. LA 14453002. La cuantía máxima de la ayuda para cada uno de los traslados se fija en la cantidad de trescientas cincuenta mil (350.000) pesetas.

Artículo 3.- Delegación.

Se delega en el Director General de Salud Pública la facultad para dictar las resoluciones de convocatoria anual de las ayudas para el traslado de fallecidos a su isla de procedencia y la facultad para dictar las correspondientes resoluciones de las solicitudes presentadas, que deberán ajustarse a lo dispuesto en las bases generales. La presente delegación se entiende sin perjuicio de las facultades de revocación y avocación por parte del titular del Departamento.

DISPOSICIÓN ADICIONAL

Primera.- Todas las solicitudes que a la entrada en vigor de esta Orden hayan tenido entrada durante 1999 en el Servicio Canario de la Salud y cumplan los requisitos establecidos en la Orden de 31 de julio de 1996 (B.O.C. nº 112, de 2.9.96) se tramitarán y concederán, en su caso, conforme lo dispuesto en la presente Orden, previa renovación de la solicitud por el interesado.

Segunda.- El plazo de presentación de solicitudes para el año 2000 será de un mes contado a partir del día siguiente de la entrada en vigor de la presente Orden.

DISPOSICIONES FINALES

Primera.- Se faculta al Director General de Salud Pública para dictar cuantas resoluciones sean necesarias para el desarrollo y ejecución de la presente Orden y de las bases generales incorporadas a la misma.

Segunda.- La presente Orden tendrá efectos desde el día de su publicación en el Boletín Oficial de Canarias.

Contra la presente Orden, que pone fin a la vía administrativa, podrá interponerse recurso potestativo de reposición ante esta Consejería en el plazo de un mes a contar desde el día siguiente al de su publicación en el Boletín Oficial de Canarias, o directamente recurso contencioso-administrativo ante la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Canarias, en su sede de Las Palmas de Gran Canaria, en el plazo de dos meses a contar desde el día siguiente al de la publicación en dicho Boletín de la presente Orden, y sin perjuicio de cualquier otro recurso que sea procedente.

Las Palmas de Gran Canaria, a 19 de abril de 2000.

EL CONSEJERO DE SANIDAD Y CONSUMO, José Rafael Díaz Martínez.

A N E X O

BASES DE LA CONVOCATORIA

Primera.- Objeto.

Las presentes bases regirán las convocatorias anuales para la concesión de ayudas por el Servicio Canario de la Salud, a familias e instituciones sin fines de lucro para el traslado de fallecidos (cadáver o cenizas) a su isla de procedencia o residencia que hayan tenido lugar durante el año natural inmediatamente anterior al de la presentación de la solicitud.

Segunda.- Convocatorias anuales.

1º) A partir del año 2001 la aprobación de las sucesivas convocatorias anuales se realizará mediante Resolución del Director General de Salud Pública, en virtud de la delegación expresa del titular del Departamento. En dicha Resolución, que deberá publicarse anualmente en el Boletín Oficial de Canarias, se deberá hacer mención expresa de las presentes bases puestas en relación con el artículo 10.2 del Decreto 337/1997, de 19 de diciembre, por el que se establece el régimen general de ayudas y subvenciones de la Administración Pública de la Comunidad Autónoma de Canarias y del Boletín Oficial de Canarias en que aparecen publicadas.

2º) La convocatoria anual aprobada por Resolución deberá determinar:

a) El importe correspondiente al ejercicio de que se trate y su aplicación presupuestaria.

b) El límite máximo individual de la ayuda de conformidad con lo establecido en la base decimocuarta.

c) El plazo de presentación de las solicitudes será durante todo el mes de marzo.

Tercera.- Requisitos.

El Servicio Canario de la Salud concederá las ayudas que se regulan en las presentes bases cuando concurran todos y cada uno de los requisitos siguientes:

1. Que el paciente fallecido sea residente o proveniente de cualquiera de los municipios de Canarias.

2. Que el paciente fallecido haya sido trasladado para recibir asistencia sanitaria a un centro sanitario propio o concertado, radicado en otra Área de Salud de la Comunidad Autónoma distinta a la de su procedencia o del resto del territorio español.

3. Que el desplazamiento para recibir asistencia sanitaria, exigido en el número anterior, se haya realizado conforme a dictamen facultativo del Servicio Canario de la Salud que atienda al paciente y haya sido debidamente autorizado, en los casos en que sea preceptivo, por el órgano competente del Servicio Canario de la Salud.

4. Que se haya producido el fallecimiento del paciente en el Centro Sanitario al que haya sido desplazado conforme a lo previsto en los dos números anteriores.

5. Que el traslado del cadáver, o en su caso la incineración del mismo, haya sido autorizado conforme a los requisitos exigidos por la normativa vigente.

6. Que los gastos no tengan la consideración de gastos de inhumación o incineración y traslado por extracción de órganos. Cuarta.- Exclusión.

En ningún caso se concederán las ayudas reguladas en las presentes bases cuando el traslado del cadáver, o la incineración, sea cubierto por póliza de seguros vigente al momento del fallecimiento.

Quinta.- Beneficiarios de las ayudas.

Podrán ser beneficiarias de las ayudas que se regulan en las presentes bases aquellas personas físicas o jurídicas, sin ánimo de lucro, que hubieren hecho efectivo el pago de los gastos ocasionados por el traslado del cadáver o de las cenizas a su isla de procedencia o residencia.

Sexta.- Solicitud y documentación.

Los interesados en solicitar la ayuda deberán presentar la siguiente documentación general:

1. La solicitud suscrita por el interesado, o por quien ostente su representación legal. En ella se hará constar que el solicitante reúne los siguientes requisitos:

a) Que se halla al corriente en el cumplimiento de las obligaciones tributarias con la Comunidad Autónoma.

b) Que no ha recibido ayudas o subvenciones con el mismo objeto de cualquier otra Administración o Ente público. En otro caso, hará constar las que haya solicitado y el importe de las recibidas.

c) Que no ha recibido ayudas u otras atribuciones patrimoniales gratuitas de entidades privadas o particulares para el mismo destino o, en su caso, el importe de las que haya recibido.

d) Que no se halla inhabilitado para recibir ayudas y subvenciones de la Administración Pública de la Comunidad Autónoma.

2. Documentación acreditativa de la personalidad del solicitante y, en su caso, de la representación de quien actúe en su nombre.

3. Documento de Identificación Fiscal del solicitante.

4. A la solicitud y documentación general, los solicitantes deberán acompañar la siguiente documentación específica:

- Informe médico proponiendo el traslado.

- Autorización de traslado para recibir asistencia sanitaria en los casos que proceda.

- Informe clínico del centro sanitario de destino acreditativo del fallecimiento. - Autorización del traslado del cadáver o, en su caso, autorización de incineración.

- Certificado de enterramiento del Ayuntamiento, salvo los supuestos de incineración.

- Facturas originales acreditativas del gasto.

- Declaración responsable de no existir póliza de seguros que cubra el traslado del cadáver o, en su caso, la incineración.

- Copia de la última declaración del I.R.P.F. en el caso de que el solicitante sea persona física o, en su caso, declaración responsable de estar exento de dicha obligación.

5. La aportación de la documentación exigida, salvo las facturas acreditativas del gasto que han de ser siempre originales, podrá hacerse en original o mediante copia auténtica, pudiendo exigir el interesado la devolución, previo cotejo por el órgano gestor, de los documentos aportados con fotocopias o copias simples de los mismos.

Séptima.- Lugar y presentación de las solicitudes.

Las solicitudes, junto con la documentación requerida en la base sexta, se presentarán en las dependencias de la Dirección General de Salud Pública en Las Palmas de Gran Canaria, calle Alfonso XIII, 5, o en Santa Cruz de Tenerife, calle Rambla General Franco, 53, o en cualquiera de las formas previstas en el artículo 3.1 del Decreto Territorial 164/1994, de 29 de julio, por el que se adaptan los procedimientos administrativos de la Comunidad Autónoma a la Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común.

Las solicitudes y demás documentación se presentarán durante el mes de marzo respecto de los fallecimientos que hayan tenido lugar en el año natural inmediatamente anterior.

La presentación de las solicitudes presupone la aceptación incondicionada de las bases y de las condiciones y requisitos que se contienen en las mismas.

Octava.- Procedimiento de concesión.

Para la concesión de las ayudas se seguirá el procedimiento de libre concesión con convocatoria pública, previsto en los artículos 17.2, en relación con el 23.2ª del Decreto 337/1997, de 19 de diciembre, por el que se establece el régimen general de ayudas y subvenciones de la Administración Pública de la Comunidad Autónoma de Canarias. Novena.- Tramitación.

1. Una vez recibida la solicitud junto con toda la documentación se tramitará el expediente en la Dirección General de Salud Pública, donde se examinará y verificará la documentación presentada. Este Centro Directivo, si la solicitud no reúne los requisitos establecidos en la base sexta, requerirá al interesado para que en un plazo de diez días subsane la falta o acompañe los documentos preceptivos, con indicación de que si así no lo hiciera se le tendrá por desistido de su petición archivándose sin más trámite, sin perjuicio del derecho que tiene el interesado a no presentar documentos que ya se encuentren en poder de la Administración actuante.

La Dirección General de Salud Pública, además de los requerimientos que en su caso fueran necesarios para la subsanación de las omisiones observadas, realizará los actos necesarios para la completa tramitación del expediente.

2. Completo el expediente se procederá a la valoración de las solicitudes por el equipo técnico del órgano administrativo, presidido por la persona que designe el titular de la Dirección General de Salud Pública entre los miembros de ésta, que emitirá y recabará aquellos informes que se consideren oportunos y ajustándose a los criterios objetivos de concesión contemplados en las presentes bases previo el establecimiento de un sistema de prorrateo entre todos los solicitantes que cumplan los requisitos establecidos, extremos que deben quedar acreditados en el expediente, propondrá, de forma motivada, la concesión o denegación de la ayuda al órgano competente para resolver, así como el importe de la misma. A dicha propuesta de resolución se acompañará toda la documentación obrante en el expediente administrativo.

3. El plazo de resolución del procedimiento no podrá exceder del día 30 de septiembre de cada año o, en su caso, el plazo que por el Gobierno se determine.

Décima.- Criterios objetivos de valoración y baremo aplicable.

Para la determinación del importe de las ayudas, se tendrán en cuenta los siguientes criterios, acumulándose las cuantías correspondientes hasta el máximo previsto en cada convocatoria:

1º) Nivel de recursos económicos del solicitante (sobre salario neto).
Criterio Cuantía de la ayuda

Salario igual o inferior al SMI 200.000 Hasta el doble del SMI 150.000 Hasta el triple del SMI 100.000 Criterio Cuantía de la ayuda

Hasta el cuádruple del SMI 50.000 En adelante 30.000
2º) Grado de economicidad de las técnicas y medios empleados para el traslado.
Criterio Cuantía de la ayuda

Hasta 100.000 75.000 De 100.001 a 300.000 100.000 De 300.001 a 500.000 150.000 De 500.001 a 700.000 200.000 De 700.001 a 900.000 250.000 De 900.000 en adelante 300.000
3º) Grado de lejanía desde el lugar del fallecimiento al lugar de residencia o procedencia del fallecido.
Criterio Cuantía de la ayuda

Gran Canaria y Tenerife, 100.000 o viceversa Desde Gran Canaria a 150.000 Lanzarote o Fuerteventura Desde Tenerife a La Palma, 150.000 La Gomera o El Hierro Desde Gran Canaria a La Palma, 175.000 La Gomera o El Hierro Desde Tenerife a Lanzarote 175.000 o Fuerteventura Desde el resto del territorio 200.000 nacional a Canarias Cualquier otro recorrido no 100.000 comprendido en los apartados anteriores
Todo ello dentro de las limitaciones presupuestarias y en las cuantías máximas especificadas en la base decimocuarta en relación con el artículo 2 de la presente Orden.

En ningún caso la cuantía de la ayuda podrá ser superior al gasto ocasionado por el traslado, enterramiento o incineración efectivamente acreditado.

Undécima.- Resolución.

1. El Director General de Salud Pública es el órgano competente para resolver, por delegación del titular del Departamento.

2. El contenido de la Resolución se ajustará a lo previsto en el nº 2 del artículo 18 del Decreto Territorial 337/1997, de 19 de diciembre, por el que se regula el régimen general de ayudas y subvenciones de la Administración Pública de la Comunidad Autónoma de Canarias.

3. Cuando el número de solicitudes formuladas impida razonablemente el cumplimiento del plazo de resolución fijado, la Dirección General de Salud Pública, como órgano instructor, podrá proponer su ampliación al órgano competente para resolver. Este podrá acordarla excepcionalmente de conformidad con lo dispuesto en el artículo 42.6 de la Ley 30/1992.

4. La efectividad de las resoluciones de concesión de estas ayudas está supeditada a su aceptación expresa por el beneficiario, que deberá otorgarla dentro del plazo de los 30 días a su notificación. En caso de que no se otorgue, dentro del referido plazo, quedará sin efecto la ayuda concedida.

5. Si venciera el plazo de resolución, y en su caso, su prórroga, sin que se hubiera dictado acto expreso habrá de entenderse desestimada la correspondiente solicitud, sin perjuicio de la obligación que tiene esta Administración de resolver expresamente cuantas solicitudes se formulen por los interesados, en esta materia.

Duodécima.- Modificación de las resoluciones de concesión.

Dará lugar a la modificación de la resolución de concesión por el órgano que la haya dictado, sin que en ningún caso pueda variarse el destino o finalidad de la ayuda o subvención, la concurrencia de alguna de las siguientes circunstancias:

a) La alteración de las circunstancias o de los requisitos subjetivos y objetivos tenidos en cuenta para la concesión de la ayuda.

b) La obtención por el beneficiario de ayudas o subvenciones concedidas por otros órganos de la Administración Pública de la Comunidad Autónoma o por otras Administraciones o Entes públicos para el mismo destino o finalidad.

c) La obtención de ayudas u otras atribuciones patrimoniales gratuitas de entidades privadas o particulares para el mismo destino o finalidad.

d) La superación de los topes previstos por la normativa comunitaria como consecuencia de la acumulación de ayudas o subvenciones en los períodos establecidos en la misma.

Decimotercera.- Régimen de impugnación.

Contra las resoluciones dictadas por el Director General de Salud Pública, en relación con las ayudas solicitadas, así como contra los actos presuntos desestimatorios de las mismas, que ponen fin a la vía administrativa, podrá interponerse recurso potestativo de reposición en el plazo de 1 mes si el acto fuera expreso, si no lo fuera el plazo será de 3 meses, y recurso contencioso-administrativo ante la Sala de lo Contencioso-Administrativo de Las Palmas de Gran Canaria del Tribunal Superior de Justicia de Canarias, en el plazo de dos meses contados a partir de su correspondiente notificación, si el acto es expreso, y de 6 meses a partir del día siguiente al de la producción de los efectos del silencio desestimatorio.

Decimocuarta.- Concesión y abono de las ayudas.

La concesión de la ayuda precisa la previa acreditación conforme a lo dispuesto en estas bases del hecho que la fundamenta, y su abono se realizará previa justificación de los requisitos que se exigen para su concesión.

El importe máximo de la ayuda no podrá superar la cuantía de 350.000 pesetas, correspondiendo al Director General de Salud Pública fijar anualmente el límite máximo individual de la ayuda, según lo dispuesto en la base segunda.

Decimoquinta.- Obligaciones de los beneficiarios.

Los beneficiarios de las ayudas están sujetos a las siguientes obligaciones:

a) Acreditar los requisitos exigidos para la concesión de la ayuda.

b) Comunicar al órgano concedente las alteraciones que se produzcan en las circunstancias y requisitos subjetivos y objetivos tenidos en cuenta para la concesión de la ayuda.

c) Comunicar al órgano concedente el importe de las ayudas y subvenciones concedidas con posterioridad, con el mismo objeto, por cualquier Administración o Ente público, así como las ayudas o auxilios económicos recibidos de entidades privadas o particulares con el mismo destino.

d) Someterse a las actuaciones de comprobación que, en relación con las ayudas concedidas, se practiquen por el órgano concedente, la Intervención General, la Audiencia de Cuentas de Canarias o el Tribunal de Cuentas, así como a facilitar toda la información que le sea requerida por los mismos.

Decimosexta.- Régimen jurídico.

El régimen jurídico y los efectos de las ayudas otorgadas conforme con la presente disposición se regirán, además de por lo en ella dispuesto, por lo previsto en el Decreto 337/1997, de 19 de diciembre, por el que se establece el régimen general de ayudas y subvenciones de la Administración Pública de la Comunidad Autónoma de Canarias.

© Gobierno de Canarias