RSS
Inicio
Empleo, Políticas Sociales y Vivienda
17 de octubre del 2018 - 19:37

El Gobierno recibe con expectación la carta del Banco de Santander anunciando que no habrá lanzamientos en Añaza

No obstante, aún sigue a la espera de la información solicitada y espera más aclaraciones en la reunión prevista para el viernes con Ayuntamiento, Cabildo y vecinos

El Gobierno ha recibido con expectación la carta del Banco de Santander en el que informasobre su intención de no proceder con ningún lanzamiento de los vecinos en el caso de las 358viviendas de protección Oficial de Añaza. No obstante, la Consejería de Políticas Sociales,Empleo y Vivienda, como organismo competente en materia de vivienda en la ComunidadAutónoma, a través del Instituto Canario de Vivienda (ICV), está a la espera de la próximareunión que mantendrá con la entidad, el Ayuntamiento, Cabildo de Tenerife y vecinos paraconocer algunos de los detalles que aún quedan por aclarar.

El ICV envió la pasada semana una comunicación urgente al banco Santander y a las entidades Luri 6, Sociedad de Inversión Inmobiliaria, y Altamira Asset Management, SL, ambas vinculadas al Banco Santander, para exigir la paralización inmediata de los desahucios, la prórroga de los contratos a las familias y la celebración de una reunión urgente para que se le facilite toda información actualizada sobre el posible proceso de compra venta de estas promociones.

La Consejería no obtuvo respuesta hasta hoy miércoles, 17 de octubre, fecha en la que llegó al Instituto Canario de la Vivienda un escrito de la entidad bancaria en la que indicaba: 1. Las viviendas no han sido vendidas; 2. No se va a producir ningún desahucio y 3. Se ponían a disposición de la administración para celebrar una reunión y aclarar la situación de los inmuebles y sus inquilinos.

Precisamente, y con el objeto de aclarar la situación, este viernes, 19, tendrá lugar una reunión en el Cabildo Insular de Tenerife, con la participación del ayuntamiento, el Cabildo Insular de Tenerife y el Gobierno de Canarias, y una representación de las familias afectadas, y con el Banco Santander para abordar la situación de las viviendas.

El lunes 8 de octubre se celebró una reunión entre el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, el Cabildo Insular de Tenerife y el Gobierno de Canarias en la que se acordó llevar a cabo una actuación conjunta, de cara a asegurar que ninguna de estas familias se vea expulsada de su hogar.

Esta situación se ha generado tras la intranquilidad manifestada por las familias arrendatarias de las viviendas que forman parte de las dos promociones de 179 viviendas ubicadas en el barrio de Añaza -en las que viven 358 núcleos familiares- calificadas como Viviendas de Protección Oficial (VPO) de promoción privada en régimen de arrendamiento a 10 años.

El martes, 16 de octubre, se celebró una reunión de seguimiento entre el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, el Cabildo Insular de Tenerife y el Gobierno de Canarias, y se determinó que, puesto que el Santander no había comunicado nada, se iniciaba el requerimiento de información previo para, en su caso, incoar los procedimientos sancionadores que correspondieran.