Estás en:

Noticias

El Gobierno ha previsto una partida de 4 millones de euros para estas ayudas que las familias solicitarán a través de sus ayuntamientos

. Cerca de 8.000 familias podrán recibir las ayudas de emergencia del Gobierno de Canarias en materia de vivienda

La Consejería de Bienestar Social, Juventud y Vivienda, que dirige Inés Rojas, ha puesto en marcha esta medida extraordinaria dirigida a las familias con ingresos inferiores a 10.000 euros y que se encuentren en una situación de inminente desahucio, corte del suministro eléctrico o de agua por el impago de facturas

Según las estimaciones y memorias presentadas por los ayuntamientos, cerca de 8.000 familias de las islas se podrán beneficiar de las ayudas de emergencia que la Consejería de Bienestar Social, Juventud y Vivienda del Gobierno canario entregará para apoyar a las familias con más necesidades económicas y que no puedan asumir el pago del alquiler de su vivienda habitual o los pagos de luz y agua.

El objetivo de estas ayudas, según ha explicado la consejera, Inés Rojas, es ayudar a las familias que no puedan hacer frente a las facturas o tengan una amenaza de desahucio.

"De esta forma -indica Rojas- se intenta reforzar la ayuda económica de la administración pública a las familias que se encuentran en una situación extrema, de emergencia social, acentuada por la crisis internacional que estamos padeciendo, y que no han podido hacer frente a los diferentes pagos de recibos o alquiler de su vivienda habitual".

"Con esta convocatoria extraordinaria, la Consejería de Bienestar Social, Juventud y Vivienda, como departamento encargado de las políticas de promoción de la igualdad de oportunidades entre todos los ciudadanos y ciudadanas y la atención social de los colectivos en mayor fragilidad social, pretende, en este escenario de crisis, mantener el adecuado nivel de protección social de aquellos colectivos en riesgo de exclusión social, que debido a su vulnerabilidad se verán afectados más que ningún otro, en esta compleja situación económica".

"Con esta ayuda excepcional -añade- evitamos además que las familias se vean abocadas a una situación de desahucio y se queden en la calle".

La orden de subvenciones que el Gobierno publicó en el BOC, en su edición del 20 de agosto, y que en un principio asciende a los 4 millones de euros, ampliables según la demanda, especifica que las ayudas se dirigen a las familias más necesitadas, que se hallen en una situación de emergencia social y cuenten con ingresos que no superen 1,5 el IPREM.

Según especifican las bases de la convocatoria, las subvenciones se dirigen, de forma específica, a atender situaciones de emergencia social en el área de la vivienda habitual y serán compatibles con las que, puedan ser otorgadas por otras Administraciones con el mismo objeto.

Las subvenciones deberán destinarse al equipamiento, uso y mantenimiento de la vivienda habitual, al pago de las rentas no abonadas cuando concurran circunstancias que hagan previsible el desahucio, o de las cantidades adeudadas en los casos de inminente corte del suministro eléctrico y, de agua.

Dentro de los límites presupuestarios, el Gobierno de Canarias atenderá a todas las solicitudes presentadas por los Ayuntamientos que cumplan los requisitos establecidos en las bases de la convocatoria.

Esta orden extraordinaria se encuentra enmarcada dentro de las medidas de apoyo en materia de vivienda con motivo de la coyuntura que atraviesa la economía, como soporte de cobertura a las familias con mayores dificultades, así como para el mantenimiento del empleo.

Recordar que han sido cuatro las principales líneas de actuación:

La convocatoria con un importe inicial de 3,8 millones de euros (ampliable según las solicitudes presentadas), de Plan de Choque para los promotores, adquirentes ó propietarios de suelo que destinen el mismo a la construcción de viviendas protegidas.

El concurso de adquisición de suelo, pionero en todo el Estado con un importe de 3 millones de euros, para la construcción de nuevas viviendas de promoción públicas en régimen de alquiler

Concurso de adquisición por el Gobierno de Canarias a través de la empresa pública del Gobierno canario, Visocan, de 1.000 viviendas para arrendar en régimen especial, " llave en mano " con un doble objetivo, por un lado colaborar en que se mantenga la actividad del sector y por otro comprar promociones de viviendas libres calificándose como protegidas dentro del Plan de Vivienda de Canarias con las ayudas y subvenciones inherentes a dicho Plan. Las viviendas compradas se destinarán para familias que no superen las 10.000 euros unidad familiar año- 1,5 veces el IPREM.

Actualizado: 22/11/2010   

© Gobierno de Canarias