Está en:

Consulta de Tributos REF y Tributos Propios

Consulta VINCULANTE n° 1393


  • Descargar  173,73 KB
  • Fecha salida:  29/04/2011
  • Impuesto:  IGIC
  • Legislacion: 
    • - Art. 17.Tres.Uno.10 Ley 20/1991 Art. 17.Tres.Dos Ley 20/1991 Art. 19.1.2º y 19.3 Ley 20/1991 Art. 30 Ley 20/1991 Art. 48 Ley 20/1991 Art. 59.1.b) Ley 20/1991 Art. 28 Decreto 182/1992 ;
  • Texto consulta: La entidad consultante manifiesta ser una sociedad residente fiscal en España, dependiente al l00 por 100 de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales y que opera en el sector de la construcción naval. Tiene la consideración de sujeto pasivo del Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) español, al realizar operaciones sujetas a este Impuesto en dicho territorio, de acuerdo con lo establecido en el artículo 5 de la Ley 37/1992. En sentido contrario, entiende la entidad consultante que no es un sujeto pasivo del IGIC al no estar establecida en territorio canario ni realizar operaciones que deban entenderse sujetas a este impuesto, todo ello de acuerdo con lo establecido en la Ley 20/1991. En determinadas ocasiones, y a los efectos de atender adecuadamente las necesidades de locomoción de sus trabajadores en los desplazamientos profesionales que estos realizan a territorio canario con carácter temporal, la consultante contrata con una agencia de viajes (en adelante, "agencia de viajes"), la puesta a disposición en territorio canario de vehículos de turismo ("vehículos") a disposición de sus trabajadores para su utilización por un periodo de tiempo inferior en todo caso a treinta (30) días (en adelante, "los servicios"). La contratación de los servicios se realiza por la consultante directamente con las oficinas centrales de la agencia de viajes situadas en Palma de Mallorca ¿ o con alguna de las oficinas situadas en territorio peninsular-, desde las cuales se realiza la gestión y prestación de los servicios. La agencia de viajes tiene la naturaleza de sujeto pasivo a efectos del IVA. La puesta a disposición efectiva de los vehículos se realiza directamente en territorio canario por parte de un tercero con quien la agencia de viajes subcontrata el servicio pero con quien la consultante no mantiene ningún vínculo contractual. En todo momento la contratación de los servicios se realiza por la consultante con la agencia de viajes (con independencia de los acuerdos que ésta última pueda llegar con otras entidades establecidas en Canarias para efectuar la puesta a disposición de los vehículos a los trabajadores de su representada). La agencia de viajes se encuentra, asimismo, establecida en Canarias a efectos del IGIC (en la medida en que realiza operaciones en Canarias a través de un establecimiento permanente situado en este territorio), teniendo la consideración de sujeto pasivo de este Impuesto. No obstante lo anterior, señala la consultante que el establecimiento permanente de la agencia de viajes no interviene en la prestación de los servicios anteriormente señalados en ningún caso, en la medida en que los mismos se prestan en su integridad directamente por las oficinas centrales de la agencia de viajes en Palma de Mallorca ¿o por otras oficinas situadas en territorio peninsular-. A continuación, la entidad consultante reproduce en su escrito el contenido de los artículos 17.Tres.Uno.10 y 19 de la Ley 20/1991, para a continuación afirmar que, en virtud de lo dispuesto en el referido artículo, y en la medida en que la prestación de los servicios es realizada directamente desde la sede central de la agencia de viajes en Palma de Mallorca o desde otra oficina situada en territorio peninsular (y no desde su establecimiento permanente en Canarias, el cual no interviene en ningún caso en la prestación de los servicios a su representada) y el destinatario de los mismos - es decir, la consultante - no se encuentra establecida en Canarias a efectos del IGIC, por lo que entiende que debe considerarse que el sujeto pasivo de los Servicios ¿y, por lo tanto, la entidad responsable de la repercusión del IGIC- es la sede central o las oficinas de la agencia de viajes en territorio peninsular. Respecto a las formalidades de la facturación, el consultante reproduce el contenido del artículo 6.1 e) del Reglamento por el que se regulan las obligaciones de facturación, aprobado por el Real Decreto 1496/2003, de 28 de noviembre, en función de cuyo contenido el consultante entiende que la agencia de viajes deberá repercutir IGIC a la consultante por los servicios anteriormente señalados, todo ello sin perjuicio de en que la factura en la cual se documente la prestación de los servicios y se repercuta este impuesto deba consignarse, como domicilio fiscal de la entidad expedidora de la misma, el correspondiente a la sede central de la agencia de viajes o al de la oficina situada en territorio peninsular desde la cual se realice la prestación de los servicios (y no el correspondiente al del establecimiento permanente canario que no interviene en estas operaciones). Con independencia de lo anterior, tratándose de una operación prestada a una entidad no establecida en el territorio de aplicación del IGIC, tal y como se ha señalado en los puntos anteriores, la consultante entiende que, a los efectos de recuperar el importe de las cuotas de IGIC repercutidas a la consultante con motivo de los servicios anteriormente señalados, sería de aplicación el procedimiento de devolución de las cuotas del IGIC para los no establecidos en el territorio de aplicación de dicho impuesto (es decir, Canarias), siempre y cuando se cumplan los requisitos formales y procedimentales para la aplicación de este régimen de devolución. Conforme a lo manifestado, se consulta si, en opinión de esta Dirección General de Tributos, resultan ajustados a la normativa vigente los criterios interpretativos recogidos por la entidad consultante en la presente consulta y, en particular, la confirmación acerca de las siguientes cuestiones, de acuerdo con la normativa y los antecedentes señalados anteriormente: - Que la operación de arrendamiento de medios de transporte a corto plazo por parte de la agencia de viajes a la consultante es una operación sujeta a IGIC, en la medida en que la puesta a disposición de los vehículos se produce en territorio canario y la duración del arrendamiento no excede los treinta días. - Que el sujeto pasivo de la prestación de los servicios anteriormente señalados sería la agencia de viajes, quien debería emitir factura en la que se repercutieran las cuotas de IGIC correspondiente a la consultante. Todo ello, en la medida en que la consultante ¿y destinataria de los servicios- no se encuentra establecida en territorio de aplicación del IGTC. - Que en la factura emitida por la agencia de viajes debe consignarse, como domicilio, el correspondiente a la sede central en Palma de Mallorca o el de la oficina en territorio peninsular desde la cual se presten los servicios ¿todo ello, con independencia de que la agencia de viajes esté establecida en Canarias a efectos del IGIC en relación con otras operaciones diferentes- y que no debe hacerse referencia en la factura a ningún otro requisito formal especial a los efectos de acceder a dicho procedimiento de devolución. - Que la consultante, como entidad no establecida en territorio de aplicación del IGIC, puede solicitar la devolución de las cuotas del IGIC soportado en este territorio, en la medida en que cumpla con los requisitos formales y procedimentales generalmente exigidos por la normativa reguladora del procedimiento de devolución a no establecidos (todo ello, con independencia de que en la factura emitida por la agencia de viajes conste o no un domicilio canario por parte de la entidad expedidora de la factura). - Sobre qué criterios deberían ser aplicados alternativamente si este centro directivo considerase inaplicable alguno de las interpretaciones recogidas en el escrito de consulta.
  • Respuesta: Primero.- El arrendamiento de vehículos por periodo no superior a treinta días puestos a disposición del arrendatario en las Islas Canarias se encuentra sujeto al IGIC, con independencia de donde se encuentre establecido el prestador del servicio y el lugar desde el que lo preste. Segundo.- Si el destinatario de los servicios de arrendamiento no se encuentra establecido en las Islas Canarias, no se producirá la inversión del sujeto pasivo prevista en el artículo 19.1.2º.a) de la Ley 20/1991, con independencia que la realización de la prestación de servicio se realice desde la sede central u otras oficinas del prestador del servicio situadas fuera de las Islas Canarias o el establecimiento permanente de la misma agencia en las Islas Canarias. Tercero.- El domicilio del obligado a expedir la factura, y que debe figurar en la misma, es aquel desde el que se interviene en la prestación de servicio de arrendamiento de vehículo. Cuarto.- En el derecho a la devolución de las cuotas del IGIC a empresarios o profesionales no establecidos en las Islas Canarias se aplican las mismas limitaciones y exclusiones que existen respecto al derecho a la deducción de los sujetos pasivos, entre ellas se excluyen las cuotas soportadas como consecuencia del arrendamiento de vehículos de turismo, conforme se establece en el artículo 30.1.1º de la Ley 20/1991, salvo las excepciones que se enumeran en el mismo. Si no resultan aplicables las limitaciones y restricciones del derecho a la deducción, si los servicios de arrendamiento de vehículos adquiridos se utilizan en alguna de las operaciones indicadas en el artículo 48 de la Ley 20/1991 que permiten el derecho a la petición de devolución, y se cumplen los requisitos procedimentales y temporales, la entidad mercantil consultante tendrá derecho a la devolución por empresario o profesional no establecido.
Actualizado  14/12/2012