Está en:

Consulta de Tributos REF y Tributos Propios

Consulta VINCULANTE n° 1247


  • Descargar  153,67 KB
  • Fecha salida:  30/01/2009
  • Impuesto:  IGIC
  • Legislacion: 
  • Texto consulta: Se trata de una empresa de distribución española, integrada en el segmento de supermercados, que opera en las Islas Canarias a través de establecimiento permanente y se encuentra en la actualidad en pleno proceso de expansión en el Archipiélago, motivo por el cual está en vías de adquirir diversos inmuebles aptos para el desarrollo de su actividad. Se consultan las siguientes cuestiones: 1.- Aplicación de la exención del artículo 25 a los inmuebles que se encuentran en proceso de adquisición La sociedad consultante desea confirmar la validez de su criterio en relación con la aplicación de la exención objeto de la Consulta a las operaciones de adquisición de inmuebles ya iniciadas en los siguientes casos: 1º Operaciones suscritas con anterioridad al 1 de enero de 2007 sin que se hayan producido pagos anticipados hasta la actualidad. 2º Operaciones suscritas con anterioridad o posterioridad al 1 de enero de 2007 habiéndose realizado pagos anticipados entre dicha fecha y el momento actual. En este caso, la aplicación de la exención ¿es posible a los pagos futuros o también de forma retroactiva a los pagos ya realizados después del l de enero de 2007? 3º Operaciones suscritas con posterioridad al l de enero de 2007 sin que se hayan realizado pagos anticipados hasta la actualidad. Y en caso afirmativo, si para proceder a aplicar la exención de manera retroactiva en los supuestos planteados y para lo pagos anticipados ya realizados deberá: Incluir las correspondientes menciones en las declaraciones que entregue a estos efectos y si deberá el transmitente aplicar el procedimiento de rectificación establecido en la Ley del IGIC respecto a las cuotas ya repercutidas a las que ahora sería de aplicación la exención. 2.- Determinación del valor del suelo en los pagos anticipados En la medida en que el valor catastral del suelo respecto del de la construcción se obtiene en un momento posterior a la finalización de las obras de construcción, no es posible determinar con exactitud dicho importe en el momento de la realización de los pagos anticipados. Por este motivo, para determinar el importe exento de IGIC en cada pago anticipado (el correspondiente a la construcción), la sociedad consultante desea confirmar el criterio expuesto en este escrito, y por tanto, conocer las siguientes cuestiones: ¿Es posible realizar con ocasión de los pagos anticipados una estimación razonable del valor a asignar al suelo y a la construcción de un inmueble cuando en el momento de la realización de los mismos no se disponga de valor catastral, como ocurrirá normalmente, y aplicar esta estimación durante todos los pagos anticipados que se realicen? ¿Cómo se debe proceder cuando el valor asignado, según el punto anterior, al suelo y a la construcción en el momento de los pagos anticipados difiere del valor que efectivamente pudiesen tener en el momento en que se produce su asignación por parte de la Dirección General del Catastro? En caso de que difiriesen ambos valores, ¿debería procederse a la correspondiente regularización en el momento de conocer el valor catastral definitivo? A estos efectos, ¿cabría distinguir los casos en los que existe un defecto de repercusión del IGIC respecto de los que el IGIC se repercutió en exceso? En caso afirmativo, ¿cuál sería el procedimiento de rectificación? ¿sería necesario rectificar todos y cada uno de los pagos anticipados realizados?, ¿esto supondría a su vez modificar las autoliquidaciones presentadas a efectos de IGIC?, o por el contrario, ¿Se podría regularizar en el último pago realizado, sin necesidad de rectificar todos los pagos anticipados realizados con anterioridad? Finalmente, ¿habría alguna diferencia en las conclusiones al respecto por el hecho de que en el municipio correspondiente se hayan revisado los valores catastrales o no, o al contrario al tratarse siempre de nuevos inmuebles, no debe considerarse distinción alguna por este hecho? En ambos casos, ¿qué ocurriría si la realización de obras se prolongase más de cuatro años, por lo que alguna de las facturas que sustenta algún pago anticipado realizado estuviera fuera del marco temporal para su regularización? 3.- Aplicación de la exención a otros bienes de inversión Por último, se consulta sobre la posibilidad de aplicar la exención del artículo 25 a determinados bienes de inversión distintos de los bienes inmuebles cuando su adquisición se hubiese formalizado en virtud de un contrato de compraventa firmado con posterioridad al 1 de enero de 2007 y no se hubiese solicitado la aplicación de la exención objeto de la presente consulta. En el supuesto descrito, su representada desea confirmar el criterio por el cual se puede solicitar la exención de manera retroactiva a los bienes adquiridos que pudieron acogerse a la exención pero que no se solicitó en su momento. Y en este caso, para aplicar la exención de manera retroactiva en el supuesto planteado ¿se puede aplicar el procedimiento de rectificación de cuotas establecido en el Ley del IGIC?
  • Respuesta: Primero. Que el momento determinante para aplicar la exención del IGIC del artículo 25 de la Ley 19/1994, no es el de la suscripción del contrato privado de compraventa sino el del otorgamiento de la escritura pública, ya que es en ese instante cuando se realiza el hecho imponible de la entrega del inmueble. Segundo.- Que si la sociedad quiere aplicar el beneficio fiscal del artículo 25 de la Ley 19/1994 a los pagos anticipados en los que ha soportado la repercusión del Impuesto, debe solicitar la rectificación de la repercusión de los pagos anticipados, siempre y cuando no haya transcurrido cuatro años del devengo del impuesto correspondiente a la operación. Además la sociedad debe adjuntar a la solicitud la declaración en la que manifieste la concurrencia de los requisitos de la exención a que se refiere el apartado 5 del artículo 25 de la Ley 19/1994. Tercero.- Que comoquiera que la rectificación de la cuota repercutida, va a determinar una minoración de la cuota inicialmente repercutida, la empresa constructora de la edificación, como sujeto pasivo, puede optar por cualquiera de estas dos alternativas: a) iniciar ante la Administración tributaria el correspondiente procedimiento de devolución de ingresos indebidos, o bien b) regularizar la situación tributaria en la autoliquidación correspondiente al período en que deba efectuarse la rectificación o en las posteriores hasta el plazo de un año, a contar desde el momento en que debió efectuarse la mencionada rectificación. En este caso, el sujeto pasivo está obligado a reintegrar al destinatario de la operación el importe de las cuotas repercutidas en exceso. Cuarto. Que en el supuesto de que la edificación que vaya adquirirse esté situada en un municipio cuya revisión catastral se haya realizado después del 1 de enero de 1994, y en el momento del devengo de los pagos anticipados o de la entrega de la edificación, la Dirección General del Catastro no haya fijado un valor catastral, puede provisionalmente tomarse como importe a computar en el numerador (tanto en los pagos anticipados correspondientes a las certificaciones de obra como en la entrega del inmueble), el valor del suelo correspondiente a la referencia catastral de la finca sobre la que se ejecuta la obra, y en el denominador, el de la contraprestación que constituye la base imponible de la operación de entrega de la edificación. Esta fijación provisional del valor del suelo se realizará de un modo independiente tanto por cada pago anticipado como en la entrega de la edificación. De ahí que las variaciones que puedan existir en esas determinaciones no implican que haya que rectificarse las repercusiones del IGIC que se hayan realizado con anterioridad. Sin embargo, una vez que la Dirección General del Catastro haya fijado el valor catastral de la edificación, objeto de entrega, ha de determinarse de forma definitiva la parte de la base imponible que corresponde a la entrega del suelo a través del método establecido en el artículo 25.3.a) de la Ley 19/1994. Si el porcentaje definitivo es inferior al provisionalmente aplicado, es decir, cuando suponga una minoración de la repercusión inicial, el sujeto pasivo puede optar por cualquiera de las alternativas reguladas en el artículo 20.Dos.5 de la Ley 20/1991. Por el contrario, si el porcentaje definitivo es superior al provisionalmente aplicado, se considera que estamos ante un supuesto de los del artículo 22.4 de la Ley 20/1991, y, en consecuencia, el sujeto pasivo transmitente deberá declarar las cuotas del IGIC correspondientes al aumento de las inicialmente repercutidas en la autoliquidación del período de liquidación en el que la Dirección General del Catastro haya asignado el valor catastral a la edificación entregada, si bien, cuando hayan transcurrido más de cuatro años del devengo del IGIC de alguno de los pagos anticipados, no cabe efectuar la rectificación de la repercusión del IGIC derivada del pago, al haber transcurrido el plazo establecido en el artículo 20 de la Ley 20/1991. Quinto. Que la sociedad puede igualmente instar la rectificación de la repercusión del IGIC en las adquisiciones de bienes de inversión distintos de los inmuebles adquiridos con ocasión de una inversión inicial, siempre que adjunte la correspondiente declaración en la que se manifieste la concurrencia de los requisitos de la exención. El sujeto pasivo transmitente puede, en estos casos, optar por la rectificación de la repercusión a través de cualquiera de las alternativas de minoración de las cuotas repercutidas del artículo 20.Dos.5 de la Ley 20/1991.
Actualizado  14/12/2012