Está en:

Consulta de Tributos REF y Tributos Propios

Consulta VINCULANTE n° 947


  • Descargar  172,24 KB
  • Fecha salida:  05/07/2004
  • Impuesto:  IGIC
  • Legislacion: 
    • - Art. 27.1.1º m) Ley 20/1991. Art. 55.5.1º Ley 20/1991. Anexo I.1.1º.8º.9 Ley 20/1991. 10.3.3º Ley 20/1991. Art. 13.2 R.D. 2538/1994 ;
  • Texto consulta: 

    La entidad mercantil consultante se va a dedicar, a la elaboración, fabricación, distribución y comercialización de toda clase de productos cárnicos.
    Los productos que va a comercializar la empresa son, principalmente, vacuno, cerdo, cordero, ternera lechal y aves, tanto frescos como congelados. Las piezas se adquieren enteras o cuarteadas y se comercializan de diversas formas (frescas, congeladas, fileteadas, picadas, etc.)

    Principalmente las operaciones a realizar por la consultante serán las siguientes:

    1) Venta de piezas enteras a carnicerías y supermercados (normalmente aves o conejos) que no son sometidas a ningún proceso de transformación ni conservación por la empresa.

    2) Venta de productos que son objeto de cuarteado o despiezado, a supermercados y carnicerías. Por ejemplo, costillares, lomos, solomillos, etc.

    Eventualmente estos productos (dependiendo del tamaño de la pieza) se venderán en bolsas al vacío, envasado que realizará la propia empresa. En ningún caso serán objeto de adición de ningún tipo de conservantes ni aditivo, ni para alterar su composición ni para alargar su fecha de caducidad.

    3) Venta de productos troceados, picados y fileteados (en su caso deshuesados), envasados en bandejas con film, por la empresa, a supermercados y carnicerías. Por ejemplo, filetes de ternera, de solomillo, chuleta de cerdo, etc.
    Estos productos en ningún caso serán objeto de adición de ningún tipo de conservante ni aditivo, ni para alterar su composición ni para alargar su fecha de caducidad. 

    4) Venta de productos iguales a los descritos en el número anterior, con la diferencia de que los mismos son envasados en atmósfera controlada. Esto es, se hace un vacío a la bandeja y se introduce gas ALIGAL 27, que es una mezcla de oxigeno y otro gas que prolonga la vida del producto, pero que no supone añadir al producto aditivo ni conservante alguno, ni alterar su composición. El único efecto que se consigue con el envasado en atmósfera controlada es mantener la carne fresca en condiciones adecuadas para su consumo unos días más que en el envasado normal.
     
    5) Venta de productos ahumados, adobados, asados y curados, a supermercados. Por ejemplo, jamón asado, lomo adobado, lacón curado, etc.

    6) Venta de productos embutidos y preparados, a carnicerías y supermercados, como sería el caso del chorizo o las hamburguesas.

    La entidad consultante después de citar los artículos 27.1.1º; 55.5.1 y el Anexo I.1.número 8 de la Ley 20/1991, así como hacer referencia a una consulta de esta Dirección General de 22 de marzo de 1994, considera de aplicación el tipo cero de IGIC a los artículos descritos en los cuatro primeros números de la exposición de hechos por cuanto no se altera la composición del producto, ni se transforma, ni se le añaden aditivos ni conservantes. Considerando que a los descritos en los números 5) y 6)  les sería de aplicación, a su juicio, el tipo impositivo del 2 por 100.

    No obstante con base en todo ello, plantea las siguientes cuestiones:

    1.-¿Cuál es el tipo impositivo aplicable a  las entregas de los productos descritos?.

    2.- ¿Se considera transformación, a efectos del IGIC, el cuarteado, despiece, troceado, picado, deshuesado o fileteado de productos cárnicos?.  ¿Se considera transformación el envasado  de los productos despiezados, troceados o fileteados, en atmósfera normal y controlada (introduciendo el gas ALIGAL 27)?.

  • Respuesta: 

    Las operaciones realizadas por la entidad mercantil consultante incluidas en una actividad para cuyo ejercicio sea preceptiva el alta en el epígrafe correspondiente a actividades industriales en las tarifas del Impuesto sobre Actividades Económicas, se presume que son actividades de transformación según lo dispuesto en el artículo 55.5.1º de la Ley 20/1991, y quedarán excluidas de la aplicación del tipo cero del IGIC,  tributando al tipo reducido del 2 por 100 conforme a lo regulado en el Anexo I.1.1º de la misma Ley.

     En concreto los productos a los que sería de aplicación el  tipo reducido del 2 por 100, son los  descritos en los números 5 y 6 de la exposición de hechos del escrito de consulta, esto es la venta de productos ahumados, adobados, asados y curados, ( por ejemplo jamón asado, lomo adobado, lacón curado etc.) y las entregas de producto embutidos y preparados  ( por ejemplo  chorizo, hamburguesas etc..) 

     Por otra parte las operaciones descritas en los números 1, 2 y 3 de la exposición de hechos de la consulta, como son la venta de piezas enteras (normalmente aves o conejos), los productos que son objeto de cuarteado o despiezado (por ejemplo costillares, lomos, solomillos), así como los productos troceados, picados y fileteados  (en su caso deshuesados), como filetes de ternera, de solomillo, chuletas de cerdo, etc.,  envasados en bolsas al vacío o en bandejas con film por la empresa consultante, no tienen la consideración de procesos de transformación,  por lo que estas operaciones de entrega de productos cárnicos estarían sujetos al  tipo cero del IGIC según lo dispuesto en el artículo 27.1.1º m) de la Ley 20/1991.   

     Las operaciones realizadas en los productos iguales a los anteriores  y descritos en el número 4, envasados en atmósfera controlada, es decir, envasados al vacío pero introduciendo el denominado gas ALIGAL 27, consistente en una mezcla de oxigeno y de otro gas que prolonga la vida del producto, sin alterar su composición, se trata de operaciones de mera conservación consistente en el ¿acondicionamiento¿ de éste, sin que implique una transformación del producto para que llegue en las debidas condiciones al consumidor, en consecuencia estaría sujeto al tipo cero del IGIC. 

     No se consideran procesos de transformación a efectos de aplicación del IGIC,  el cuarteado, despiece, troceado, picado  deshuesado o fileteado de productos cárnicos, ni el envasado o embalaje de los referidos productos que tengan por objeto el simple acondicionamiento de los mismos, sin alterar las características esenciales y naturales de los productos originarios. 

Actualizado  14/12/2012