Está en:

Consulta de Tributos REF y Tributos Propios

Consulta NO VINCULANTE n° 129


  • Fecha salida:  27/06/1997
  • Impuesto:  IGIC
  • Legislacion: 
    • - Ley 20/1991;
  • Texto consulta: Visto el escrito presentado en la Consejería de Economía y Hacienda por la entidad consultante, el día 31 de enero de 1997 (R.E. 1701), en el que se formula consulta tributaria en relación al Impuesto General Indirecto Canario (IGIC), esta Dirección General, en uso de la atribución conferida en la Disposición Adicional Décima Tres de la Ley 20/1.991, de 7 de junio, de Modificación de los Aspectos Fiscales del Régimen Económico y Fiscal de Canarias (en adelante Ley 20/1.991) en relación con el artículo 24.4.e) del Decreto del Gobierno de Canarias 338/1.995, de 12 de diciembre, emite la siguiente contestación:

    PRIMERO.- El instante expone que desarrolla la actividad de comisionista, mediando en la venta de vehículos. Tales operaciones de mediación las desarrolla actuando tanto como comisionista de los propios concesionarios de vehículos, como de entidades de financiación en relación a la venta de vehículos en los que se utiliza este sistema.
    En los supuestos en que los comitentes son las entidades de financiación, éstas no le abonan el IGIC correspondiente en las facturas emitidas por el instante en concepto de comisiones, alegando estar exentas por tratarse de operaciones bancarias, al ser la mayoría de ellas entidades de financiación dependientes de bancos o grupos bancarios.
    El instante solicita aclaración sobre la corrección o incorrección de esta última manera de proceder.

    SEGUNDO.- Si bien el instante no aclara específicamente si actúa como comisionista en nombre propio o en ajeno, del contenido del escrito presentado se desprende que lo hace en nombre ajeno, y en tal sentido se emite la presente.

    TERCERO.- Acorde con lo regulado en los artículos 3 y 4 de la Ley 20/1991, están sujetas al IGIC por el concepto de entregas de bienes y prestaciones de servicios las realizadas por empresarios y profesionales, a título oneroso, con carácter habitual u ocasional, en el desarrollo de su actividad empresarial o profesional, en el ámbito territorial de las islas Canarias.
    Asimismo, de acuerdo con el contenido del artículo 7 de la Ley 20/1991, a los efectos del IGIC se entiende por prestación de servicios toda operación sujeta al mismo que no tenga la consideración de entrega de bienes ni de importación de bienes, considerándose en particular como tal a, entre otras operaciones (apartado 15º del número 2 del precepto reseñado):
    "15º.- Las operaciones de mediación y las de agencia o comisión cuando el agente o comisionista actúe en nombre ajeno. (...)" Así pues, las operaciones de mediación en nombre ajeno realizadas en las islas Canarias a título oneroso son operaciones sujetas al IGIC.

    CUARTO.- El artículo 20.Uno.1 de la Ley 20/1991 establece en relación a la repercusión del IGIC.
    "1.- Los sujetos pasivos deberán repercutir íntegramente el importe del impuesto sobre aquél para quien se realice la operación gravada, quedando éste obligado a soportarlo siempre que la repercusión se ajuste a lo dispuesto en esta Ley cualesquiera que fueren las estipulaciones existentes entre ellos. (...)"
    Tienen la consideración de sujetos pasivos del Impuesto, con carácter general, las personas físicas o jurídicas que tengan la condición de empresarios o profesionales y realicen las entregas de bienes y presten los servicios sujetos al Impuesto (artículo 19.1 de la Ley 20/1991).
    Resulta claro que los sujetos pasivos que realicen operaciones exentas no deben repercutir el IGIC, pues no existe gravamen alguno que repercutir, puesto que la exención implica que el mismo no se devenga, no naciendo en consecuencia obligación tributaria alguna. De lo que en ningún caso exime la exención al sujeto pasivo beneficiario de la misma, es de soportar el IGIC que otros sujetos pasivos del impuesto les repercutan por la realización de operaciones no exentas de las que es beneficiario. Así, se recalca el hecho de que el artículo 20.Uno.1 de la Ley 20/1991, anteriormente precitado, no sólo pone de manifiesto la obligación de los sujetos pasivos de repercutir las cuotas de IGIC devengadas en las operaciones por ellos realizadas, sino también la obligación del beneficiario de tales operaciones de soportar tales cuotas de IGIC repercutidas.

    QUINTO.- Acorde con lo aquí expuesto, es criterio de este Centro directivo que las operaciones de mediación en nombre ajeno para la captación de clientes, prestadas a entidades de financiación, relativas a ventas de vehículos en que se utiliza tal sistema, realizadas en las islas Canarias, son operaciones sujetas y, en principio, no exentas del IGIC, siendo el sujeto pasivo de las mismas el mediador comisionista, el cual deberá repercutir en las pertinentes facturas que emita por tales servicios a las entidades financieras comitentes el IGIC correspondiente, consignando separadamente la cuota repercutida de la base imponible e indicando el tipo impositivo aplicado (el tipo que corresponde a este tipo de operaciones es el general del 4,5%), estando tales entidades financieras obligadas a soportarlo, con independencia de la posible exención de la totalidad o parte de las operaciones por ellas realizadas.
    Sólo en el supuesto de que dichas operaciones de mediación resulten exentas del IGIC (por ejemplo, por aplicación del artículo 10.1.28 de la Ley 20/1991, relativo al volumen de operaciones realizadas por el sujeto pasivo) no procederá repercusión de gravamen alguno, puesto que el mismo no se devenga.

    Todo lo cual, con el alcance previsto en el artículo 107 de la Ley General Tributaria, en la redacción dada por la Ley 25/95, de 20 de julio, comunico a Vd. a los efectos oportunos.

Actualizado  14/12/2012