Está en:

Consulta de Tributos REF y Tributos Propios

Consulta NO VINCULANTE n° 116


  • Fecha salida:  24/04/1997
  • Impuesto:  IGIC
  • Legislacion: 
  • Texto consulta: Visto el escrito presentado en la Consejería de Economía y Hacienda por la entidad consultante, el día 23 de septiembre de 1996 (R.E. 14766 de S/C de Tenerife ), en el que se formula consulta tributaria en relación al Impuesto General Indirecto Canario (IGIC), esta Dirección General, en uso de la atribución conferida en la Disposición Adicional Décima Tres de la Ley 20/1.991, de 7 de junio, de Modificación de los Aspectos Fiscales del Régimen Económico y Fiscal de Canarias (en adelante Ley 20/1.991) en relación con el artículo 24.4.e) del Decreto del Gobierno de Canarias 338/1.995, de 12 de diciembre, emite la siguiente contestación:

    PRIMERO.- El instante manifiesta haber adquirido una serie de bienes de inversión en la Península, como parte del proyecto de remodelación de un supermercado en Santa Cruz de Tenerife. Dado que cumple los requisitos establecidos en la Ley 19/1994, solicita le sea expedido un certificado para levantar la mercancía sin pagar el IGIC, o, en otro caso, se le determine el procedimiento a seguir por la aplicación de la Ley 19/1994 en los casos de adquisición de bienes de inversión.

    SEGUNDO.- El artículo 25 de la Ley 19/1994, de 6 de julio, de modificación del Régimen Económico y Fiscal de Canarias (en la redacción dada por la Ley 13/1996, de 30 de diciembre, de Medidas Fiscales, Administrativas y del Orden Social), establece en su apartado 2 la exención del IGIC en las entregas de bienes a las sociedades que cumplan los requisitos del apartado 1, que tengan la consideración de bienes de inversión para las mismas, así como las importaciones de bienes de inversión efectuadas por dichas sociedades.

    TERCERO.- El párrafo segundo de dicho apartado 2 dispone que:
    " En el supuesto de entrega de bienes de inversión, y previamente a la misma, la sociedad adquirente deberá entregar a la transmitente una declaración en la que identifique los bienes de inversión y manifieste la concurrencia de los requisitos de la exención previstos en este apartado.(...)"
    Por su parte, el párrafo tercero del reiterado apartado 2 establece que:
    " En el supuesto de importaciones, la sociedad importadora deberá aportar con la declaración de importación la documentación acreditativa de la concurrencia de los requisitos de la exención."

    CUARTO.- De la documentación adjunta al texto de la consulta se desprende que no se va a realizar importación alguna por parte de la consultante, sino que existe un "presupuesto para la ejecución de trabajos de adecuación, reforma y acondicionamiento del local para supermercado en Santa Cruz de Tenerife". Es decir, que la importación de tales bienes la realizarán, en su caso, la empresa "A", firmante de dicho presupuesto, pero no la entidad consultante.

    QUINTO.- De conformidad con el artículo 6, apartado 2, nº 4º de la Ley 20/1991, se consideran entregas de bienes las ejecuciones de obra en las que el coste de los materiales aportados por el empresario exceda del 20 por ciento de la base imponible; en otro caso, tendrán la consideración de prestaciones de servicios.
    Partiendo de esta premisa, la ejecución de la obra presupuestada tiene la consideración de "entrega de bienes" a efectos del IGIC.

    SEXTO.- La exención del IGIC prevista en el artículo 25 de la Ley 19/1994, sea la entrega de bienes como en la importación, se aplicará cuando concurran los siguientes requisitos:
    1.- Que el adquirente/importador sea una sociedad.
    2.- Que no hayan transcurrido más de 3 años desde la escritura de constitución o de ampliación de capital, del adquirente/importador.
    3.- Que el bien adquirido/importado tenga la consideración de bien de inversión para el adquirente/importador, en el sentido definido en el artículo 40 de la Ley 20/1991.
    Por otra parte, la exención quedará sin efecto en los supuestos recogidos en el apartado 3, del artículo 25 de la Ley 19/1994.

    SÉPTIMO.- Habrá que distinguir, pues, tres casos diferentes.
    A).- Importación de los bienes por parte de la empresa "A", cuyo presupuesto se adjunta. Esta importación no puede acogerse a la exención del artículo 25 de la Ley 19/1994, puesto que, para el importador lo que se está importando no es un bien de inversión, sino existencias.
    B).- Ejecución de obra de la empresa "A" a la entidad consultante.
    La ejecución de obra resultante, como entrega de bienes a efectos del IGIC, estará exenta al amparo del artículo 25 de la Ley 19/1994 cuando concurran los requisitos enumerados en el punto Sexto de la presente contestación.
    C).- La entidad consultante importa los bienes, que son posteriormente instalados por otra empresa.
    En este supuesto, habría que determinar si el importador y los bienes importados cumplen los requisitos subjetivos y objetivos que permiten el disfrute de la exención, de acuerdo con lo dispuesto en los artículos 25 de la Ley 19/1994 y 40 de la Ley 20/1991.
    La ejecución de obra así considerada no será una entrega de bienes, sino una prestación de servicios, tal y como se indicó en el punto Quinto de este escrito, por lo que no sería de aplicación la exención reiteradamente mencionada.

    OCTAVO.- No prevé la legislación vigente en materia de IGIC la emisión de certificados por la Administración, que sirvan de soporte documental a una operación exenta de dicho impuesto en base al artículo 25 de la Ley 19/1994. En otras palabras: una entrega o importación de bienes de inversión está exenta "per se", cuando se cumplan los requisitos que la propia norma recoge, sin necesidad de que la Administración certifica su posible exención.
    La declaración a que hace referencia el apartado 2 del reiterado artículo 25, una vez aportada al transmitente, colocará al adquirente en la condición de sujeto pasivo sustituto en los términos previsto en el artículo 32 de la Ley General Tributaria, cuando no se cumplan los requisitos de la exención o, cumpliéndose, quede ésta sin efecto de acuerdo con lo dispuesto en el apartado 3.
    Por lo que se refiere específicamente a las importaciones, no define la Ley 19/1994 la documentación acreditativa de la concurrencia de requisitos para el disfrute de la exención, por lo que se podrá utilizar cualquier medio de prueba admisible en Derecho.

    Todo lo cual, con el alcance previsto en el artículo 107 de la Ley General Tributaria, en la redacción dada por la Ley 25/95, de 20 de julio, comunico a Vd. a los efectos oportunos.

Actualizado  14/12/2012