Está en:

Consulta de Tributos REF y Tributos Propios

Consulta NO VINCULANTE n° 114


  • Fecha salida:  09/04/1997
  • Impuesto:  IGIC
  • Legislacion: 
    • - Ley 20/1991 Decreto 338/1.995;
  • Texto consulta: Visto el escrito presentado en la Consejería de Economía y Hacienda por la entidad consultante, el día 12 de junio de 1996 (R.E.3071), en el que se formula consulta tributaria en relación al Impuesto General Indirecto Canario (IGIC), esta Dirección General, en uso de la atribución conferida en la Disposición Adicional Décima Tres de la Ley 20/1.991, de 7 de junio, de Modificación de los Aspectos Fiscales del Régimen Económico y Fiscal de Canarias (en adelante Ley 20/1.991) en relación con el artículo 24.4.e) del Decreto del Gobierno de Canarias 338/1.995, de 12 de diciembre, emite la siguiente contestación:

    PRIMERO.-El instante plantea una serie de cuestiones sobre la correcta manera de proceder en relación al IGIC en diversos supuestos relativos a la explotación de un complejo de bungalows sitos en Gran Canaria, realizada por una empresa con la que contratan los propietarios. En concreto, las cuestiones que plantea son:

    a).- Si la relación que une al propietario con la empresa explotadora fuera mediante un contrato de cesión de derecho, el IGIC se aplicaría por las cantidades percibidas o por el contrario la empresa explotadora tendría que girarle el IGIC por los servicios prestados?
    b).- Si dicha relación se concretara mediante un contrato de arrendamiento, estarían exentos de girar el IGIC en aplicación del artículo 10.1.23 de la Ley 20/1991, al no prestar los propietarios ningún tipo de servicio complementario propio de la industria hotelera?
    c).- En su caso, a efectos de la aplicación de la exención prevista en el artículo 10.1.28 de la Ley 20/1991, para el cálculo del volumen total de operaciones del año anterior, han de tenerse en cuenta solamente las rentas percibidas o por el contrario habría que tener también en cuenta las operaciones derivadas del resto de actividades desarrolladas por el sujeto pasivo, incluidas las no sujetas?

    SEGUNDO.- Por lo que se refiere a la primera de las cuestiones planteadas se realizan las siguientes consideraciones:
    a).- No se entiende en principio la diferenciación establecida entre "contrato de cesión de derecho" y "contrato de arrendamiento", toda vez que un arrendamiento consiste en definitiva en una cesión del derecho de uso del bien a que se refiera bajo unas condiciones concretas.
    b).- Al expresar el instante en su escrito si "la empresa explotadora tendría que girarle el IGIC por los servicios prestados" , parece que se trata de servicios prestados por la susodicha empresa a los propietarios, aunque de la lectura del texto completo no se puede inferir ello con total claridad.
    Dadas las dudas que plantea pues el primero de los supuestos expuestos por el instante la presente contestación no se referirá al mismo, si bien, caso de que en el instante persistan dudas sobre dicha cuestión deberá reiterar la consulta aclarando los siguientes puntos:

    a) diferencias entre el "contrato de cesión de derecho" y "contrato de arrendamiento" a que hace referencia.
    b) identificación del sujeto que presta los servicios a que se refiere
    c) indicación de tales servicios.

    TERCERO.- En relación a la posible exención del arrendamiento de los bungalows por parte de los propietarios a la empresa explotadora, se pone de manifiesto lo siguiente:
    El artículo 10.1.23) de la Ley 20/1991 regula, en su letra b) la exención de los arrendamientos que tengan la consideración de servicios acorde con lo dispuesto en el artículo 7 de la mencionada Ley, así como la constitución y transmisión de derechos reales de goce y disfrute, que tengan por objeto "los edificios o partes de los mismos destinados exclusivamente a viviendas, incluidos los garajes y anexos accesorios a éstas últimas y los muebles, arrendados conjuntamente con aquéllos".
    Si bien el precepto citado continúa especificando una serie de supuestos a los que no se extiende la mencionada exención, antes de plantear si resulta o no de aplicación al supuesto planteado alguna de dichas excepciones, hay que cuestionarse si se verifica para tal supuesto la regla general expuesta.
    Así, requisito indispensable a efectos de la aplicación de la exención que se analiza es que, en este caso los apartamentos, están destinados exclusivamente a viviendas. Siendo el sujeto arrendatario una empresa y no una persona física, resulta claro que dicho requisito se vulnera, no resultando de aplicación pues la exención que se trata, sin necesidad de entrar en más consideraciones.

    CUARTO.- En cuanto a la última de las cuestiones planteadas, a efectos de la determinación del "volumen total de operaciones", se entenderá por tal el importe total, excluido el propio IGIC, de las entregas de bienes y prestaciones de servicios efectuadas por el sujeto pasivo durante el año natural, realizadas con carácter habitual u ocasional, en el desarrollo de su actividad empresarial o profesional, incluso las exentas o no sujetas al Impuesto (operaciones gratuitas en las que no existe vinculación), tanto si ostenta respecto a las mismas la condición de sujeto pasivo del IGIC como si no (supuestos de inversión del sujeto pasivo).
    La valoración de dichas operaciones, tratándose de operaciones exentas o no sujetas, sería el precio de adquisición para el adquirente del bien o servicio, y en las operaciones sujetas y no exentas, el importe de la contraprestación.
    Las operaciones se entenderán realizadas cuando se produzca o, en su caso, se hubiera producido el devengo del Impuesto, en aplicación de lo regulado al efecto en la propia Ley (artículo 18) y el Reglamento (artículo 40) del IGIC.

    Todo lo cual, con el alcance previsto en el artículo 107 de la Ley General Tributaria, en la redacción dada por la Ley 25/95, de 20 de julio, comunico a Vd. a los efectos oportunos.

Actualizado  14/12/2012