Está en:

Consulta de Tributos REF y Tributos Propios

Consulta NO VINCULANTE n° 35


  • Fecha salida:  10/04/1994
  • Impuesto:  IGIC
  • Legislacion: 
    • - Ley 20/1991;
  • Texto consulta: Visto el escrito presentado en la Consejería de Economía y Hacienda por la entidad consultante, el día 28 de febrero de 1.996 (R.E.3345), en el que se formula consulta tributaria en relación al Impuesto General Indirecto Canario (IGIC), esta Dirección General, en uso de la atribución conferida en la Disposición Adicional Décima Tres de la Ley 20/1.991, de 7 de junio, de Modificación de los Aspectos Fiscales del Régimen Económico y Fiscal de Canarias (en adelante Ley 20/1.991) en relación con el artículo 24.2.b) del Decreto del Gobierno de Canarias 338/1.995, de 12 de diciembre, emite la siguiente contestación:

    PRIMERO.- La entidad consultante, así como la entidad "A", la entidad "B" y la entidad "C", tienen su sede social en un local comercial alquilado a la entidad "D", el cual les repercute IGIC por dicho alquiler.
    A fin de dejar de soportar dicho IGIC, se presenta consulta sobre si las Hermandades citadas podrían acogerse a las exenciones del IGIC reguladas en los artículo 10.1, apartados 8 y 12, de la Ley 20/1991.

    SEGUNDO.- Antes de contestar la consulta concreta planteada resulta necesario realizar una serie de aclaraciones:
    Constituyen hechos imponibles del IGIC, acorde con lo regulado en los artículos 3 y 5 de la Ley 20/1991, y 2 y 3 del Real Decreto 2538/1994, de 29 de diciembre, por el que se dictan normas de desarrollo relativas al IGIC, las entregas de bienes y prestaciones de servicios realizadas por empresarios o profesionales a título oneroso, con carácter habitual u ocasional, en el desarrollo de su actividad empresarial o profesional, incluso si se efectúen en favor de los propios socios, asociados miembros o partícipes de las entidades que las realicen, en el ámbito territorial de las islas Canarias.
    Por su parte el artículo 19 de la Ley 20/1991 y 42 del Real Decreto 2538/1994, prevé que con carácter general tienen la consideración de sujetos pasivos del IGIC las personas o entidades que realicen las entregas o presten los servicios sujetos al Impuesto.
    Asimismo, el artículo 20 de la Ley 20/1991 y el 43 del Real Decreto 2538/1994, dispone que los sujetos pasivos del impuesto deberán repercutir íntegramente el importe del impuesto sobre aquél para quien se realice la operación gravada, quedando éste obligado a soportarlo siempre que la repercusión se ajuste a lo dispuesto en esta Ley, cualesquiera que fueran las estipulaciones existentes entre ellos.
    Acorde con lo expuesto, se señalan de forma simplificada las siguientes notas expositivas relativas a lamanera en que han de tributar por IGIC -por las operaciones sobre las que versa la consulta-, las entidades citadas y la entidad "D":

    a).- Entidades "A", "B"y "C":
    Las operaciones que se realicen por tales Hermandades a favor de sus propios socios, a cambio de contraprestación (aun cuando ésta consista simplemente en la cuota de los asociados), está sujeta al IGIC.
    El sujeto pasivo del IGIC por tales servicios, es la propia Hermandad que las realiza, debiendo en principio repercutir a sus asociados (destinatarios de dichos servicios) el 4% en concepto de IGIC.
    No obstante, caso de que las operaciones que realicen estén exentas (supuesto que abordaremos luego) no deberá repercutirse dicho impuesto por tales operaciones.

    b).- Entidad "D":
    El alquiler del local de negocio realizado por INVIFAS se conceptúa como una prestación de servicios sujeta y no exenta de IGIC, cuyo sujeto pasivo es el propio de la entidad "D", el cual deberá repercutir el importe del impuesto al tipo del 4% sobre los arrendatarios del local (las tres entidades) las cuales, en virtud de lo previsto en el artículo 20 de la Ley 20/1991 y 43 del Real Decreto 2538/1994, están obligados a soportarlo.
    Así, la exención del impuesto implica que si bien se realiza el hecho imponible por un sujeto pasivo (devengándose por tanto el tributo), no nace la deuda tributaria que se deriva de tal hecho, no procediendo en consecuencia la repercusión de una deuda que no existe, pero en ningún caso exime al sujeto que realiza la operación exenta de soportar los importes repercutidos por otros sujetos pasivos del impuesto como consecuencia de las operaciones realizadas por ellos, sujetas y no exentas al gravamen.

    TERCERO.- En relación a la aplicabilidad a las Hermandades de las exenciones reguladas en los artículo 10.1.8 y 10.1.12 de la Ley 20/1991 (desarrollados en los artículos 11.1, apartados 8 y 12 del Real Decreto 2538/94) se ponen de manifiesto los siguientes extremos:
    * El artículo 10.1.81 de la Ley 20/1991 prevé la exención del IGIC respecto a determinadas prestaciones de servicios de asistencia social efectuadas por entidades de Derecho Público o entidades o establecimientos privados de carácter social, que expresamente se especifican.
    A tales efectos, el artículo 10.2 del mencionado texto legal y 12 del Real Decreto 2538/1994 regula que tendrán la consideración de entidades o establecimientos de carácter social aquéllos en los que concurran los siguientes requisitos:

    11.- Carecer de finalidad lucrativa y dedicar, en su caso, los beneficios eventualmente obtenidos al desarrollo de actividades exentas de idéntica naturaleza.
    21.- Los cargos de patronos o representantes legales deberán ser gratuitos y carecer de interés en los resultados económicos de la explotación por sí mismos o a través de persona interpuesta.
    31.- Los socios, comuneros o partícipes de las entidades o establecimientos, y sus cónyuges o parientes cosanguíneos, hasta el segundo grado inclusive, no podrán ser destinatarios principales de las operaciones exentas ni gozar de condiciones especiales en la prestación del servicio.

    Las entidades o establecimientos de carácter social deberán solicitar el reconocimiento de su condición de la Consejería de Economía y Hacienda del Gobierno de Canarias, quedando no obstante condicionada la eficacia de dicho reconocimiento a la concurrencia de las condiciones que fundamentan la exención de que se trate.
    * El artículo 10.1.12 de la Ley 20/1991 establece la exención del IGIC respecto a las prestaciones de servicios y las entregas de bienes accesorias a las mismas efectuadas directamente a sus miembros por organismos o entidades legalmente reconocidas que no tengan finalidad lucrativa, cuyos objetivos sean exclusivamente de naturaleza política, sindical, religiosa, patriótica, filantrópica o cívica, realizadas para la consecución de sus finalidades específicas, siempre que, además, no perciban de los beneficiarios de tales operaciones contraprestación alguna distinta de las cotizaciones fijadas en sus estatutos.
    El disfrute de esta exención requerirá su previo reconocimiento por la Consejería de Economía y Hacienda del Gobierno Autónomo de Canarias.
    Así pues, el disfrute de ambas exenciones requerirá una previa actuación de la Administración, sin la cual ninguna de las dos tiene efectos.
    El reconocimiento del carácter social de la entidad o, en su caso, de la exención regulada en el artículo 10.1.12 de la Ley 20/1991 se solicitará ante la Dirección General de Tributos de esta Consejería de Economía y Hacienda con aportación de los siguientes documentos:

    a).- Identificación del solicitante y representación con la que comparece.
    b).- Fotocopia de los estatutos de la Asociación, actualizados.
    c).- Certificado expedido por el Registro en el que se encuentre inscrita la Asociación , en el que se haga constar que la misma se encuentra inscrita en la actualidad y que sus estatutos no han sido modificados.

    Todo lo cual, con el alcance previsto en el artículo 107 de la Ley General Tributaria, en la redacción dada por la Ley 10/85, de 26 de abril, comunico a Vd. a los efectos oportunos.

Actualizado  14/12/2012