RSS
Inicio
Sostenibilidad
08 de junio del 2018 - 15:42

Política Territorial impulsa los protocolos de actuación contra el uso ilegal del veneno en el medio natural canario

La coordinación regional de la ‘Estrategia para la erradicación del uso ilegal de veneno en el medio no urbano de Canarias’ celebró hoy su segunda reunión con el objetivo de mejorar la coordinación entre instituciones y agentes

La Consejería de Política Territorial, Sostenibilidad y Seguridad del Gobierno de Canarias, a través del Servicio de Biodiversidad de la Viceconsejería de Medio Ambiente del Ejecutivo canario, ha celebrado hoy la segunda reunión de la coordinación regional de la 'Estrategia para la erradicación del uso ilegal de veneno en el medio no urbano de Canarias'.

El objetivo del encuentro, que tuvo lugar en la sede de la Dirección General de Protección de la Naturaleza, fue el de consolidar las acciones de lucha contra el uso ilegal del veneno en las Islas, mejorando los protocolos de actuación y la coordinación entre las instituciones y los agentes que intervienen para combatir esta actividad delictiva, tan lesiva para el ecosistema y las especies de fauna amenazadas en el Archipiélago.

A la reunión, que estuvo presidida por la directora general de Protección de la Naturaleza, Susa Armas, asistieron el técnico del Servicio de Biodiversidad y coordinador regional de la Estrategia, Miguel Ángel Cabrera Pérez; los coordinadores de la Estrategia Canaria contra el Veneno de cada uno de los cabildos insulares, y los responsables del Servicio de Toxicología y Analítica (SERTOX) de la ULPGC, además de representantes del Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de la Guardia Civil, de la Sociedad Española de Ornitología (SEO-BirdLife) y de la Asociación Veterinaria para la Atención de la Fauna Exótica y Salvaje (AVAFES-CANARIAS).

Según los datos del Servicio de Toxicología y Analítica de la ULPGC, donde se realizan todas las pruebas toxicológicas vinculadas al desarrollo de la Estrategia contra el Veneno, en 2017 se analizaron en Canarias un total de 104 incidentes en seis islas (La Palma, La Gomera, Tenerife, Gran Canaria, Fuerteventura y Lanzarote). Destaca la isla de Tenerife, con 47 casos analizados; Gran Canaria, con 23, y Fuerteventura, con 20.

Del total de incidentes investigados, el 35,57% resultó positivo por algún tipo de sustancia tóxica, destacando la detección de rodenticidas anticoagulantes en 22 casos, de los que en 16 la presencia de algún tipo de sustancia se relaciona directamente con la muerte de los animales. En total, se detectaron 14 sustancias tóxicas, entre las que sobresalen algunas prohibidas, como el carbofurano (implicado en ocho casos) o el aldicarb (dos casos), seguidas por rodenticidas como la bromadiolona o el brodifacoum. La isla con mayor número de casos positivos de envenenamiento fue Tenerife (21), seguida por Gran Canaria (7) y La Gomera (2). En cuanto a las principales causas del uso de venenos, destacan el control de roedores (intoxicaciones), el de depredadores de especies cinegéticas y el control de daños en explotaciones agrícolas.

Los casos investigados incluyeron a un total de 145 animales, mayoritariamente aves (113). De las especies silvestres, habría que destacar el cuervo, por el elevado número de ejemplares afectados (24), junto al cernícalo y el búho chico, al igual que especies amenazadas como el guirre. Asimismo, cabe resaltar el elevado número de animales domésticos afectados, 28 en total, especialmente perros y gatos.

La investigación de estos incidentes ha sido llevada a cabo mayoritariamente por el Cuerpo de Agentes de Medio Ambiente de los cabildos insulares y Parques Nacionales, participando también los agentes del SEPRONA de la Guardia Civil.

 
ÚLTIMAS NOTICIAS  |  LO MÁS LEIDO