RSS
Inicio
Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas
10 de octubre del 2018 - 15:22

Las gestiones del sector pesquero y del Gobierno canario culminan con la reapertura de la pesquería de atún blanco

El consejero Narvay Quintero explicó que las reivindicaciones del Ejecutivo y los pescadores de las Islas han llevado al Estado a negociar con Portugal para disponer nuevamente de cuota para la captura de esta especie a su vuelta al sur

Las gestiones desarrolladas por el Gobierno de Canarias junto a los pescadores de las Islas ante el Ejecutivo de España han dado sus frutos y finalmente se ha acordado la reapertura de la pesquería de atún blanco (Thunnus Alalunga) a partir de las 00.00 horas del 11 de octubre.

El pasado 16 agosto el Estado comunicaba el cierre definitivo de esta pesquería a partir del 23 de agosto para los buques españoles tras el agotamiento de cuota española. Sin embargo, tras un intercambio con Portugal, España vuelve a disponer de cuota para capturas de esta especie en aguas del Oceáno Atlántico.

El consejero de Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas, Narvay Quintero, explicó que las reivindicaciones del Ejecutivo canario y el sector pesquero de las Islas desde el pasado mes de agosto, en diferentes reuniones y comunicaciones, instando al Gobierno de España a establecer acuerdos con otros países para lograr un incremento de la cuota nacional han culminado finalmente en esta apertura que posibilitará las capturas de este túnido a su vuelta al sur.

En 2017 las capturas de atún blanco en Canarias sumaron 2.397 toneladas, lo que representaba el 16% de la cuota nacional. En 2016 éstas se situaron en 4.958 (33,2%) y en 2015 en 2.708 toneladas (15,3%); muy lejos en cualquier caso de las aproximadamente 600 toneladas registradas antes del cierre precautorio, ya que en su ciclo migratorio se había dirigido hasta ese momento mayoritariamente a otras latitudes, cuyas flotas se han beneficiado de sus capturas. Los pescadores canarios denunciaban entonces que cuando se intensificara el paso del atún blanco por aguas próximas al Archipiélago no podrían capturarlos debido a que se habría completado la cuota y estaría prohibida la pesca de esta especie hasta final de año.

"Asimismo queremos abordar con el Estado esta cuestión para próximas campañas con el fin de articular un instrumento que evite estos desequilibrios, que tienen graves consecuencias para nuestros pescadores y para un sector que genera empleo y economía en nuestra tierra y del que dependen muchas familias", destacó Quintero. "Lo que demandamos es que se establezca una cuota específica para el caladero canario", agregó.