Normas de evaluación


Como principio general, toda ayuda de Estado está sujeta al deber de notificación, sea de las del artículo 107. 2 del TFUE (ayudas compatibles ipso iure) o del artículo 107. 3 TFUE (ayudas que, tras ser examinadas pueden ser declaradas compatibles). Sin embargo, en el caso de las primeras, la Comisión debe autorizar la concesión de la ayuda de forma automática si se encuadra efectivamente en uno de los tres supuestos preceptuados por el citado artículo 107.2.

No obstante, en virtud de la reforma acometida por la Comisión, el requisito de notificación se ha visto flexibilizado, dispensándose del mismo a los asuntos que menos falsean la competencia en virtud de su cuantía (ayudas de minimis) por no considerarse siquiera ayuda estatal, y a asuntos en los que es posible determinar fácilmente su compatibilidad con el mercado interior comunitario, en virtud de las normas del Reglamento General de Exención por Categorías. El resto de asuntos deben ser notificados con carácter previo a la aprobación de la ayuda de Estado.

A continuación se detallan las normas que regulan las distintas posibilidades de comunicación y notificación de los regímenes de ayudas:

 Última actualización: mayo de 2015