Usted tiene javascript desactivado por lo que algunos elementos de la página puede que no funcionen correctamente.

Estás en:

El silbo gomero Patrimonio de la Humanidad

El Silbo Gomero ha sido declarado Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. La inclusión del silbo gomero en la Lista implica el compromiso del Estado de poner en marcha planes de salvaguardia específicos. Además, podrá beneficiarse de asistencia financiera procedente de un fondo creado a tal efecto.

El silbo gomero se presentó como candidatura nacional, junto al Tribunal de las Aguas de Valencia y el Consejo de Hombres Buenos de Murcia, mientras que la Dieta Mediterránea participa como una candidatura transnacional, de forma conjunta con Grecia, Italia y Marruecos. Estas candidaturas fueron elegidas por las Comunidades Autónomas en el seno del Consejo de Patrimonio Histórico, órgano de coordinación entre el Estado y las Comunidades Autónomas en su reunión del día 11 de octubre de 2007.

Su valor excepcional como muestra del genio creador humano, dotado de una gran complejidad técnica y estética al tratarse de un sistema de comunicación para facilitar la supervivencia, así como su condición de expresión de la cultura popular de un territorio, son dos de los pilares sobre los que se sustenta la candidatura.

A ello hay que añadir su valor como producto cultural y como proceso a través del cual se define una cultura: un lenguaje que reproduce otra lengua en convivencia con el idioma castellano, de forma no excluyente ni competitiva. Además, cobra fuerza la capacidad del silbo para ser transmitido de unas generaciones a otras, lo que le otorga notoriedad como patrimonio inmaterial de la comunidad.

El silbo gomero es, asimismo, una parte viva dentro de la actividad social de la comunidad gomera y su uso nunca ha sido impuesto por una élite dominante, sino que deriva de las tradiciones y necesidades de un pueblo. Por ello, su preservación se basa en la protección de los procesos que lo han hecho posible y en el desarrollo de nuevas funciones que permitan la continuidad de su implantación en la sociedad actual.

Las medidas de revitalización del silbo gomero tomadas desde la Administración han tenido origen en la demanda social de los habitantes de la isla colombina. La participación del Gobierno de Canarias en su salvaguarda y revalorización está avalada por acciones como la creación de organismos específicos dedicados a su cuidado, como el Comité Técnico del Silbo Gomero, y la elaboración de un marco jurídico adecuado: la Ley que regula la enseñanza del silbo en la Educación Primaria y Secundaria en La Gomera, única y ejemplar en cuanto a salvaguarda del patrimonio inmaterial.

http://www.unesco.org/culture/ich/index.php?RL=00172

 

© Gobierno de Canarias