Usted tiene javascript desactivado por lo que algunos elementos de la página puede que no funcionen correctamente.

Estás en:

Aviso

La información de esta página no está actualizada. La Dirección General está trabajando en la creación del Sistema de Información del Patrimonio Cultural (LAVA). En tanto no se publique la web de LAVA, se ruega ponerse en contacto con el centro directivo para cualquier consulta relativa a los Bienes de Interés Cultural y el Atlas del Patrimonio Cultural Inmaterial.

Bienes de Interés Cultural



Las Partidas de Franquis

Las Partidas de Franquis

Isla: Tenerife

Municipio: El Tanque

Categoria: Zona Arqueológica

Declaración: BIC por ministerio de la Ley 16/1985, de 25 de junio. Delimitado por Decreto 88/2003, de 12 de mayo

La Zona Arqueológica se localiza en la denominada Cañada de los Ovejeros situada en Las Partidas de Franquis en el sector más alto del municipio de El Tanque. La estación rupestre se ubica en la base de la ladera suroriental de la Montaña de Tomás Seche ("Tamaseche"). Los bloques basálticos que sirven de soporte a los grabados tienen su origen en procesos erosivos de dinámica de ladera, en virtud de los cuales han rodado por la pendiente hasta su posición actual. El núcleo principal del complejo rupestre está formado por una concentración de bloques, en posición original (no desplazados por los usos desarrollados en la zona), y junto a ellos otros que se han visto afectados por desplazamientos producidos en las labores de extracción realizadas en el lugar. Existe un afloramiento principal en el que se encontraba una piedra de pequeñas dimensiones en una zona muy amenazada por movimientos de tierra y en una de cuyas caras existía un grabado alfabetiforme inscrito en un podomorfo y realizado mediante técnica de picado discontinuo y abrasión (en la actualidad depositado en el Museo Arqueológico de Tenerife). El resto del conjunto está construido por un corredor conformado por diversos bloques que presentan diversos motivos grabados. El motivo principal se localiza en un bloque cuyas dimensiones aproximadas son 275 cm de longitud, 190 cm de altura y 65 cm de grosor, en una de cuyas caras aparece la figura de un bóvido, aprovechando la forma natural del soporte y reafirmándola con diversidad de trazos acanalados, ejecutados mediante diversas técnicas, configurando elementos geométricos de trazos lineales, paralelas, angulares, zoomorfos, puntillados y otros. Junto a este existen otros dos bloques de similares dimensiones que han sido removidos de su posición original, apareciendo en su superficie canales y cazoletas además de grabados de tipo zoomorfo. La estación rupestre se localiza en un entorno rico arqueológicamente, pues en las laderas y cima de la Montaña de Tomás Seche ("Tomaseche") existen abundantes restos de talla de obsidiana y fragmentos cerámicos de adscripción aborigen popular.