Usted tiene javascript desactivado por lo que algunos elementos de la página puede que no funcionen correctamente.

Estás en:

Agenda cultural

Mayo 2019
LMXJVSD
   1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31
 

Cada 21 de febrero celebramos el Día de las Letras Canarias. Esta fecha supone un doble homenaje: por un lado, porque el 21 de febrero recordamos el fallecimiento de una de las figuras más emblemáticas de nuestra historia cultural, José de Viera y Clavijo (1731-1813), y por otro, porque rescatamos a un autor o autora ilustre de nuestras letras. Este año hemos querido que dicho referente sea el tinerfeño Agustín Espinosa, uno de los escritores más interesantes dentro de ese gran momento de efervescencia artística que supuso la vanguardia insular. Además, ambos aparecen hermanos significativamente por un hecho ocurrido en los años treinta del pasado siglo. En efecto, Agustín Espinosa impartió una conferencia con motivo de la celebración del segundo centenario del nacimiento de Viera y Clavijo en el Círculo de Bellas Artes de Tenerife. Tiempo después, ya en 1935, dicha conferencia se publicó con el título Sobre el signo de Viera. En ella dirá Espinosa sobre el polígrafo ilustrado algo que cabría aplicar a él mismo: «El corazón de Viera florecía en Canarias y su intelecto en el reino de lo Universal».

Agustín Espinosa destacó en diversas facetas. Como escritor nos dejó muestras sobresalientes en piezas como el relato surrealista Crimen o el bellísimo Lancelot, 28º-7º, pero también destacó como notable conferenciante, faceta en la que aunaba erudición y creatividad. Fue también articulista y promotor de empresas culturales colectivas como la revista La Rosa de los Vientos, de la que Espinosa fue jefe de redacción; su actividad como presidente del Ateneo de Santa Cruz de Tenerife, al frente del cual acogió la Segunda Exposición Internacional del Surrealismo; o como uno de los colaboradores habituales de la gran revista de la vanguardia insular, Gaceta de Arte.

Quisiera resaltar, asimismo, su dimensión como profesor. Dio clases a numerosos alumnos, algunos de los cuales se integrarían, años después, en la vida literaria de las islas. Así ocurrió, por ejemplo, con Rafael Arozarena o Pino Ojeda, escritores homenajeados en pasadas ediciones del Día de las Letras Canarias. Sus discípulos lo recordaron siempre como un original profesor al que le gustaba inculcar conocimiento y estimular tanto la reflexión como la creatividad.

Las artes, y en especial la literatura, son formas esenciales en las que los pueblos expresan sus esperanzas, sus temores, sus visiones del mundo. Al leer a nuestros autores, nos reconocemos en sus palabras. Rememorar a Agustín Espinosa es un acto de homenaje al escritor y su brillante obra, pero también es un ejercicio de reconocimiento como sociedad a través de las más altas realizaciones que nuestro creador dejó plasmadas. Porque la memoria sedimenta en palabras, y las de Espinosa nos remiten a la ineludible vivencia de la imaginación y la libertad.

Isaac Castellano San Ginés
Consejero de Turismo, Cultura y Deportes
Gobierno de Canarias

 

 

Agustín Espinosa (1897-1939) es uno de los grandes escritores del siglo XX. Jugó un papel fundamental en la cultura canaria en los años veinte y treinta del pasado siglo, tanto por sus aportaciones individuales, como por su magisterio y sus reflexiones sobre otros autores. Espinosa fue uno de los espíritus renovadores de las letras insulares. Su obra Crimen es considerada una de las cimas del surrealismo en nuestra lengua.

Agustín Espinosa cursó estudios universitarios en Granada y Madrid y se relacionó con los grandes escritores del momento, como Federico García Lorca o Juan Ramón Jiménez, al tiempo que participaba en numerosos medios insulares y nacionales como fueron La Gaceta Literaria, La Rosa de los Vientos o Gaceta de Arte. Ya en vida fue reconocido como uno de los escritores más interesantes, fundador de una mitología insular que aspiraba a la universalidad a través de un rescate de los elementos más próximos. Sobre la necesidad de esa mitología fundada en la palabra poética nos dirá en Lancelot, 28-7º lo siguiente: «Una tierra sin tradición fuerte, sin atmósfera poética, sufre la amenaza de un difumino fatal». Espinosa expresó la voz de nuestra comunidad y su historia desde distintos ángulos, y es así como podemos disfrutar, por ejemplo, tanto con la recreación de la isla de Lanzarote que lleva a cabo en su Lancelot, como asistir de su mano a la primera recopilación seria de romances tradicionales de las islas.

A través de las páginas de obras como Lancelot, 28º-7º (1929) o Crimen (1934), se nos revela la huella de la fuerza creativa de Espinosa, su gran capacidad fabuladora, la frescura de su inventiva y de sus imágenes. Creaciones que no dejan indiferente, sino que aspiran a conmovernos.

La celebración del Día de Las Letras Canarias busca fomentar la lectura y promover el conocimiento de nuestros autores. A lo largo del año podremos conocer mejor a Espinosa a través de las numerosas actividades que se llevarán a cabo en espacios públicos como bibliotecas y centros escolares. Todo ello irá encaminado a difundir la figura de nuestro escritor.

En 2019 se cumplen 80 años del fallecimiento de Agustín Espinosa. Dedicarle el Día de las Letras Canarias es un acto de reconocimiento a su obra, de gran originalidad y modernidad. Agustín Espinosa, el inquieto navegante de las formas nuevas, el estudioso de nuestra literatura, el recreador en clave mítica de Lanzarote, explorador de lo culto y lo popular, arroja una feliz sombra a través de sus palabras. Bucear en ellas es rendirle un justo homenaje y redescubrir nuestro legado como pueblo.

Aurelio González González
Viceconsejero de Cultura y Deportes
Gobierno de Canarias

 

© Gobierno de Canarias