Usted tiene javascript desactivado por lo que algunos elementos de la página puede que no funcionen correctamente.

Estás en:

El Festival Internacional de Música de Canarias cumple una vieja aspiración y lo hace para celebrar su treinta aniversario con la presencia de la que está considerada como una de las tres formaciones sinfónicas más importantes del Planeta, la Orquesta de Chicago, al frente de una de las batutas mas reconocidas del mundo, la del maestro Riccardo Muti.

La formación americana es la encargada de inaugurar el Ciclo 2014, para ofrecer dos programas en cada una de las sedes, constituyendo el colofón que certifica la proyección internacional de este Certamen, por el que han transitado a lo largo de su biografía toda la nómina de las más grandes y afamadas orquestas, directores y solistas.

La presencia de la Orquesta Sinfónica de Chicago en Canarias, supone todo un hito, de manera que su paso por el Festival se convierte en un acontecimiento de gran magnitud y atractivo para la esfera musical.

Asimismo, hay que poner de relieve que este logro es fruto del trabajo conjunto que se viene realizando entre las áreas de Cultura y Turismo del Gobierno de Canarias, al objeto de convertir el 30 aniversario del Festival Internacional de Música de Canarias en un acontecimiento y en una referencia musical del calendario internacional de Festivales.

En conjunto, el programa para celebrar el 30 cumpleaños del Certamen quiere reforzar la posición del Festival de Canarias como uno de los más significativos del panorama español y europeo, cobrando más valor y significación a pesar de la dura situación actual. La presencia de esta gran orquesta, -la única de las 'grandes' que nunca nos ha visitado-, constituye el colofón que certifica la consolidación, en su treinta cumpleaños, de nuestro querido y reconocido Festival de Música.

Iniciamos una edición muy especial, un Ciclo para la celebración que dará comienzo a un nuevo año, con la esperanza y el deseo de prosperidad para todos.

Una fecha especial, también, para extender el agradecimiento y el recuerdo emocionado a todos los que han contribuido, a lo largo de estos treinta años a hacer posible el Festival Internacional de Música de Canarias.