Gobierno de Canarias

Comunidad Autónoma de Canarias

Boletín Oficial de Canarias

Estás en:

BOC Nº 127. Martes 4 de Julio de 2017 - 3234

ATENCION. La versión HTML de este documento no es oficial. Para obtener una versión oficial, debe descargar el archivo en formato PDF.

IV. ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA - Juzgado de Primera Instancia nº 1 de Arrecife

3234 EDICTO de 14 de junio de 2017, relativo al fallo de la sentencia dictada en los autos de guarda, custodia y alimentos de menores no consensuado nº 0000147/2014.

4 páginas. Formato de archivo en PDF/Adobe Acrobat. Tamaño: 253.76 Kb.
BOC-A-2017-127-3234. Firma electrónica - Descargar

D./Dña. Juan Emilio Arribas Higuera, Letrado/a de la Administración de Justicia del Juzgado de Primera Instancia nº 1 de Arrecife y su Partido:

HACE SABER: que en este Juzgado se ha dictado sentencia en los autos que luego se dirá, cuyo encabezamiento y fallo tienen el siguiente tenor literal:

SENTENCIA

En Arrecife, a 2 de marzo de 2017.

Vistos por mí, Dña. Raquel María Rivero Mentado, Juez-Sustituta del Juzgado de Primera Instancia nº 1 de Arrecife y su partido, los autos seguidos ante este Juzgado con el nº 147/2014, sobre demanda de guarda, custodia y alimentos, a instancia de Dña. María Fernanda Real Velásquez que comparece representada por la Procuradora Dña. Noelia Teresa Hernández Eugenio contra D. Franklin Alexis Arciniegas Bautista que ha sido declarado en situación de rebeldía, con intervención del Ministerio Fiscal, con base en los siguientes:

FALLO

Estimando la demanda interpuesta por la Procuradora Dña. Noelia Teresa Hernández Eugenio en nombre y representación de Dña. María Fernanda Real Velásquez contra D. Franklin Alexis Arciniegas Bautista en situación de rebeldía procede aprobar las siguientes medidas paterno filiales y económicas:

1.- Corresponde a ambos progenitores la titularidad y ejercicio de la patria potestad (responsabilidad parental), que implica que deberán comunicarse todas las decisiones que con respecto a su hijo adopten en el futuro, así como todo aquello que, conforme al interés prioritario del hijo, deban conocer ambos padres. Deberán establecer el cauce de comunicación que mejor se adapte a sus circunstancias obligándose a respetarlo y cumplirlo. Ambos progenitores participarán en las decisiones que con respecto a su hijo tomen en el futuro siendo de especial relevancia las que vayan a adoptar en el ámbito escolar, o en el sanitario y las relacionadas con las celebraciones religiosas. Se impone, asimismo, la decisión conjunta para cualquier tipo de intervención quirúrgica o de tratamiento médico no banal, tanto si entraña un gasto como sí está cubierto por el seguro, salvo supuestos de extrema urgencia. Se impone igualmente la intervención o decisión de ambos padres en las celebraciones religiosas, obligatoriamente en la realización del acto religioso y siempre y que se pueda en la celebración lúdica, no teniendo preferencia a la hora de tomar estas decisiones ni el progenitor que tiene la guarda y custodia exclusiva, ni el progenitor que ese día lo tenga en su compañía.

Los dos progenitores deberán ser informados por terceros de todos aquellos aspectos que afecten a su hija y, concretamente tienen derecho a que se les facilite a los dos toda la información académica y los boletines de evaluación; e igualmente tienen derecho a obtener información a través de las reuniones habituales con los tutores o servicios de orientación escolar, tanto si acuden los dos juntos, como si lo hacen por separado.

De igual forma, tienen derecho a obtener información médica de su hijo y que se le facilite a cada progenitor que lo solicite, los informes pertinentes sobre la salud de la misma.

El progenitor que en cada momento se encuentre en compañía del menor podrá adoptar decisiones respecto a la misma sin previa consulta, solo en los casos en los que exista una situación de urgencia, o en aquellas decisiones diarias, poco trascendentes o rutinarias, que en el normal transcurrir de la vida con un menor pueda producirse.

Respecto a las comunicaciones, los progenitores facilitarán la comunicación fluida telefónica, epistolar o telemática con el menor.

2.- Se establece la atribución de la guardia y custodia del menor, XXXXX, a la madre, Dña. María Fernanda Real Velásquez.

3.- Se fija como régimen de visitas y comunicaciones a favor del padre no custodio el siguiente:

- El padre disfrutará de la compañía del menor todos los fines de semana alternos. Desde la salida del colegio del menor, los jueves a la entrada del menor, los lunes. Debiendo el progenitor paterno o persona designada por él recoger y entregar al menor en el centro escolar. Ampliando al día inmediatamente anterior o posterior para el caso de que aquellos fueran festivos.

- La semana que el padre esté el fin de semana, tendrá el menor en su compañía los martes, desde la salida del colegio hasta las 20 horas.

- La semana que el padre no disfrute de la compañía del menor en el fin de semana, lo tendrá el miércoles y viernes desde la salida del colegio, hasta las 20 horas.

- Las vacaciones de Navidad se disfrutarán conforme la vacaciones escolares y serán divididas por mitades, correspondiendo un período a cada uno de los progenitores que serán distribuido según el común acuerdo de ambos cónyuges, alternando cada año las festividades con el fin de poder disfrutar alternativamente ambos progenitores las mismas. Para el supuesto de desacuerdo corresponderá la elección los años impares al padre y los años pares a la madre. Los periodos vacacionales de Navidad que se establecen son:

Del 24 de diciembre al 31 de diciembre.

Del 31 de diciembre al 6 de enero.

El progenitor no custodio en el periodo que le corresponda recogerá al menor en el domicilio de la madre, reintegrándole el día de la entrega a las 20 horas en el domicilio de la madre.

- Las Vacaciones de Semana Santa, en el supuesto de no llegar a acuerdo entre los progenitores, se atribuye alternativamente el periodo vacacional completo a cada uno de los progenitores, correspondiendo los años pares a la madre y los años impares al padre.

- Respecto a las Vacaciones escolares de Verano del hijo corresponderá la mitad a cada uno de los progenitores según el acuerdo al que lleguen de los períodos a disfrutar. A estos efectos, se considerará que las vacaciones escolares de verano del hijo serán los períodos en que, entre el comienzo de las vacaciones de verano en junio y la vuelta al colegio en septiembre, el hijo queda libre de las estancias en campamentos, viajes de estudios al extranjero o actividades similares. Para el supuesto de desavenencia corresponderá la primera mitad a la madre los años pares y los años impares al padre.

- El progenitor custodio facilitará la comunicación diaria del hijo menor con el padre, bien sea telefónica o por cualquier otro medio electrónico o audiovisual, respetando siempre las horas de descanso del menor.

Asimismo ambos progenitores facilitarán la comunicación de los hijos con el otro progenitor en los períodos vacacionales referidos, pudiendo comunicar con estos diariamente de forma telefónica, epistolar, electrónica o audiovisual.

- Ambos progenitores se comprometen a comunicar al otro durante los periodos vacacionales el lugar donde se encuentre el hijo, dirección y teléfono.

- En el caso de que el hijo se encontrara enfermo o accidentado sin poder salir del domicilio familiar, el progenitor que no tenga en es momento el hijo viviendo con él, podrá visitarle conforme el acuerdo que establezcan ambos cónyuges. Para el supuesto de desacuerdo aquel podrá visitar al hijo en el domicilio donde se encuentre días alternos de 17 a 20 horas.

- Ambos progenitores convienen en que no podrán trasladarse fuera del territorio nacional en compañía del menor, sin consentimiento expreso del otro progenitor, o en su defecto, de autorización judicial.

4.- El padre contribuirá en concepto de pensión alimenticia con la cantidad de ochenta euros mensuales (80 euros) mensuales, cien euros para el menor, que se deberá hacer efectivo dentro de los cinco primeros días de cada mes a través de trasferencia bancaria o ingreso en la cuenta que al efecto designe Dña. María Fernanda Real Velásquez. Dicha cantidad se actualizará el primer mes de cada año de conformidad con el Índice de Precios al Consumo que publique el Instituto Nacional de Estadística.

5.- Los gastos extraordinarios del menor deberán ser satisfechos por mitad entre los progenitores, considerando como gastos extraordinarios los siguientes: gastos médicos no cubiertos por la Seguridad Social, gastos producidos por el cuidado de la salud e higiene bucal y ortodoncia de los menores, gastos de óptica, material escolar, uniformes, actividades extraescolares, etc.

Los gastos extraordinarios que no tengan carácter urgente deberán ser consentidos por ambos progenitores. Notificada fehacientemente al otro progenitor la decisión que uno de ellos pretenda adoptar en relación con un gasto extraordinario de la menor, así como el importe del mismo junto con los documentos correspondientes. Solo los gastos extraordinarios de carácter urgente y necesario, se podrán realizar sin previo consentimiento del otro progenitor o autorización judicial.

Todo ello sin hacer expreso pronunciamiento sobre las costas procesales causadas.

Notifíquese la presente resolución a las partes, haciéndoles saber que contra esta resolución solo cabe recurso de apelación por el Ministerio Fiscal.

Así lo acuerda, manda y firma, Dña. Raquel María Rivero Mentado, Juez del Juzgado de Primera Instancia nº 1 de Arrecife y su partido.

PUBLICACIÓN.- Leída y publicada fue la anterior sentencia por el Juez que la firma, delante de mí, el Secretario, de lo que doy fe.

Y para que sirva de notificación al demandado en paradero desconocido D./Dña. Franklin Alexis Arciniegas Bautista, expido y libro el presente en Arrecife, a 14 de junio de 2017.- El/la Letrado/a de la Administración de Justicia.

© Gobierno de Canarias