Gobierno de Canarias

Comunidad Autónoma de Canarias

Boletín Oficial de Canarias

Estás en:

BOC Nº 039. Jueves 22 de Febrero de 2007 - 657

IV. ANUNCIOS - Otros anuncios - Consejería de Turismo

657 - Secretaría General Técnica.- Anuncio por el que se hace pública la Resolución de 9 de febrero de 2007, que notifica Resolución de la Viceconsejería de Turismo, por la que se dispone declarar la inadmisión del escrito presentado por Dña. Leocricia González Domínguez, en representación de la entidad mercantil Tinerfeña de Restauración, S.L.

Descargar en formato pdf

Vistos los repetidos intentos de notificación de la citada Resolución en el domicilio que figura a tal efecto en el correspondiente expediente administrativo, sin que haya sido recibida por la entidad recurrente.

Visto lo establecido en el artículo 59.5 de la Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común, modificada por la Ley 4/1999, de 13 de enero,

R E S U E L V O:

Primero.- Notificar a la entidad mercantil Tinerfeña de Restauración, S.L., titular de la explotación turística del establecimiento denominado Mc DonaldÕs, la Resolución de 22 de diciembre de 2006 (libro nº 1, folio 1941/45, nº 529), que figura como anexo de esta Resolución, por la que se dispone declarar la inadmisión del escrito presentado por Dña. Leocricia González Domínguez, en representación de la entidad mercantil Tinerfeña de Restauración, S.L.

Segundo.- Remitir al Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria la presente Resolución para su anuncio en el tablón de edictos correspondiente.

Las Palmas de Gran Canaria, a 9 de febrero de 2007.- El Secretario General Técnico, Bruno Suárez Medina.

A N E X O

"Resolución de la Viceconsejería de Turismo del Gobierno de Canarias por la que se dispone declarar la inadmisión del escrito presentado por Dña. Leocricia González Domínguez, en representación de la entidad mercantil Tinerfeña de Restauración S.L., con fecha 20 de noviembre de 2006.

Visto el escrito que tuvo entrada en el Registro General de la Consejería de Turismo, con fecha 20 de noviembre de 2006, número de entrada 1302758, remitido por el Servicio de Inspección y Sanciones de la Dirección General de Ordenación y Promoción Turística a esta Viceconsejería de Turismo mediante escrito de fecha 14 de diciembre de 2006, presentado por Dña. Leocricia González Domínguez, en representación de la entidad mercantil Tinerfeña de Restauración, S.L., interesando, de conformidad con el escrito de alegaciones de fecha 5 de octubre de 2005, la caducidad del expediente sancionador nº 141/05, y a tenor de las nuevas alegaciones contenidas en el referido escrito de 20 de noviembre, el archivo del expediente sin más trámite por prescripción o la nulidad del mismo, retrotrayendo las actuaciones hasta la fecha del escrito de 5 de octubre de 2005, dando traslado a esta parte de las actuaciones posteriores, si las hubiera, y teniendo en cuenta los siguientes

ANTECEDENTES DE HECHO

Primero.- Por Resolución de la Dirección General de Ordenación y Promoción Turística de fecha 15 de septiembre de 2005, se incoa expediente disciplinario nº 141/05 a la entidad mercantil Tinerfeña de Restauración, S.L., titular de la explotación turística del establecimiento denominado Restaurante Mc DonaldÕs, sito en el Parque Comercial La Mareta, local 99, término municipal de Telde, por la comisión de los siguientes hechos infractores "Primero.- Carecer en el establecimiento del Libro de Inspección tal y como se constató en las actas de inspección nº 18120 y 18121, de 23 de septiembre de 2004, y nº 19048, de 20 de junio de 2005. Segundo.- Carecer en el establecimiento de las Hojas de Reclamaciones obligatorias tal y como se constató en las actas de inspección nº 18120 y 18121, de 23 de septiembre de 2004, y nº 19048, de 20 de junio de 2005. Tercero.- Deficiencias en la prestación de servicios a sus clientes Dña. Diana Robledo González consistente en servirle un producto distinto al solicitado, según consta en el acta de inspección nº 19048, de 20 de junio de 2005, y a D. Antonio López Figueroa consistente en no anunciar que no estaba operativa la máquina de helados, según consta en el acta de inspección nº 18950, de 15 de abril de 2005". Hechos todos que fueron constatados en las actas de inspección nº 18120 y 18121, de 23 de septiembre de 2004; 18950, de 15 de abril de 2005 y 19048, de 20 de junio de 2005.

Segundo.- Contra la Resolución de inicio del expediente sancionador, notificada a la entidad expedientada el 20 de septiembre de 2005, se formulan alegaciones mediante escrito de 5 de octubre que resultan desvirtuadas en la Propuesta de Resolución emitida por la Instructora actuante con fecha 24 de noviembre, notificada el día 1 de diciembre. Presentado escrito de descargo de fecha 16 de diciembre, las argumentaciones vertidas por la entidad en aras a demostrar la presunción de inocencia son desvirtuadas en la Resolución sancionadora de la Dirección General de Ordenación y Promoción Turística nº 1162, de fecha 27 de diciembre de 2005. Resolución que se notifica el 10 de enero de 2006.

Tercero.- Interpuesto, en tiempo y forma, recurso de alzada contra el acto administrativo sancionador de 27 de diciembre de 2005, se resuelve, por Resolución de la Viceconsejería de Turismo nº 123, de fecha 11 de abril de 2006, estimar en parte el recurso formulado modificando la Resolución de la Dirección General de Ordenación y Promoción Turística de la Consejería de Turismo del Gobierno de Canarias nº 1162, de fecha 27 de diciembre de 2005, recaída en el expediente sancionador nº 141/05, en el sentido de mantener las sanciones de multa en cuantías de doscientos (200) euros, por el primer hecho infractor, doscientos cincuenta (250) euros, por el segundo hecho infractor, y anular la sanción de multa en cuantía de doscientos cincuenta (250) euros, por el tercer hecho infractor.

Cuarto.- La Resolución sancionadora nº 123, de 11 de abril de 2006, según consta acreditado en el expediente sancionador nº 141/05, fue notificada por el Servicio de Correos en el domicilio consignado por la representación de la entidad recurrente en su escrito de recurso y de alegaciones, esto es, calle Galicia, 9, 2º A, Las Palmas de Gran Canaria, mediante la entrega del referido acto administrativo a D. Christian Harten, con D.N.I. nº 27013505, en calidad de esposo.

Quinto.- Mediante escrito de fecha 20 de noviembre del actual, por la representación de la entidad mercantil Tinerfeña de Restauración, S.L. se interesa, de conformidad con el escrito de alegaciones de fecha 5 de octubre de 2005, la caducidad del expediente sancionador nº 141/05, y a tenor de las nuevas alegaciones contenidas en el referido escrito de 20 de noviembre, el archivo del expediente sin más trámite por prescripción o la nulidad del mismo, retrotrayendo las actuaciones hasta la fecha del escrito de 5 de octubre de 2005, dando traslado a esta parte de las actuaciones posteriores, si las hubiera. Se invoca en el citado escrito la nulidad del presente expediente desde la fecha en que por la entidad se presenta escrito de alegaciones con fecha 5 de octubre de 2005 y sin que desde esa fecha se haya recibido ninguna otra notificación ni a través de esta Letrado ni directamente a la dirección de la entidad.

FUNDAMENTOS DE DERECHO

Primero.- La Viceconsejera de Turismo es el órgano competente para la adopción del presente acuerdo, toda vez que de acuerdo con lo dispuesto en el artículo 114.1 y 2 de la Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común, modificada por la Ley 4/1999, de 13 de enero, y artículo 20.1 del Decreto 212/1991, de 11 de septiembre, de organización de los Departamentos de la Administración Autonómica de Canarias, fue quien resolvió el recurso de alzada interpuesto contra el acto administrativo sancionador de fecha 27 de diciembre de 2005.

Segundo.- De la documentación obrante en el expediente sancionador nº 141/05 se comprueba que la instrucción del procedimiento sancionador se sustanció de conformidad con lo previsto en el artículo 81 de la Ley 7/1995, de 6 de abril, de Ordenación del Turismo de Canarias, y en los artículos 8 y siguientes del Decreto 190/1996, de 1 de agosto (B.O.C. nº 103, de 21 de agosto), regulador del procedimiento para el ejercicio de la potestad sancionadora en materia turística y de la inspección de turismo, con respeto a las garantías y principios constitucionales que afectan a la potestad administrativa sancionadora, reproducidos en la Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común, modificada por la Ley 4/1999, de 13 de enero. Y que asimismo, la tramitación y resolución del recurso de alzada nº 11/06 contra la Resolución de la Dirección General de Ordenación y Promoción Turística nº 1162, de fecha 27 de diciembre de 2005, se sustanció de conformidad con lo establecido en la Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común, modificada por la Ley 4/1999, de 13 de enero.

Pretende la entidad sancionada, una vez resuelto el procedimiento y agotada la vía administrativa con la interposición y resolución del recurso de alzada promovido contra la resolución administrativa sancionadora, que fue motivada y resolvió todas las cuestiones planteadas, y transcurrido el plazo que establece la Ley reguladora de la Jurisdicción Contencioso-Administrativa sin que se hubiese formulado recurso contencioso-administrativo contra la resolución que estimó en parte el recurso de alzada interpuesto, que se declare la caducidad del expediente sancionador, al amparo de las alegaciones que fueron formuladas en el escrito de descargo a la Resolución de incoación del referido expediente, y la prescripción o nulidad del mismo, a la vista de las nuevas alegaciones formuladas con fecha 20 de noviembre del actual, retrotrayendo las actuaciones hasta la fecha del primero de los escritos citados.

La petición de la entidad recurrente resulta a todas luces extemporánea, al haberse formulado la misma una vez finalizado el procedimiento sancionador y ejecutiva la resolución sancionadora, a tenor de lo establecido en el apartado tercero del artículo 138 de la citada Ley 30/1992, de 26 de noviembre, por la que la entidad quedó obligada, desde el momento en que se resuelve el recurso de alzada formulado contra la resolución sancionadora y se pone fin a la vía administrativa, al pago de las sanciones de multas impuestas por la comisión de los hechos infractores a la normativa turística. Extemporaneidad que lleva, necesariamente, a la inadmisibilidad de lo solicitado por haber transcurrido el plazo legalmente establecido para ello, toda vez que la petición se formula una vez finalizado el procedimiento sancionador y ejecutiva la resolución sancionadora.

Finalmente, no puede estimarse la alegación de la entidad recurrente referente a que desde la fecha en que presentara escrito de alegaciones a la Resolución de incoación del expediente sancionador, el día 5 de octubre de 2005, no ha vuelto a recibir ninguna otra notificación. De la documental que obra en el expediente sancionador queda constancia fehaciente de que tras las alegaciones a la Resolución de inicio del expediente sancionador, los restantes actos administrativos que conforman el expediente le fueron notificados, de suerte que la entidad formuló escrito de descargo de fecha 16 de diciembre de 2005 contra la Propuesta de Resolución y escrito de recurso de alzada de fecha 8 de febrero de 2006 contra la Resolución sancionadora. Igualmente, fue practicada notificación de la Resolución de la Viceconsejería de Turismo nº 123, de fecha 11 de abril de 2006, que estimó en parte el recurso de alzada formulado contra la Resolución sancionadora de la Dirección General de Ordenación y Promoción Turística nº 1162, de fecha 27 de diciembre de 2005, en los términos del artículo 59.2, in fine, de la Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común, modificada por la Ley 4/1999, de 13 de enero, que dispone que "cuando la notificación se practique en el domicilio del interesado, de no hallarse presente éste en el momento de entregarse la notificación podrá hacerse cargo de la misma cualquier persona que se encuentre y haga constar su identidad", toda vez que la notificación fue practicada en el domicilio que a tales efectos hizo constar la representante de la entidad, tanto en los escritos de descargo como en el de formulación de recurso, haciéndose cargo de la notificación D. Christian Harten, quien se identificó como esposo de la representante de la entidad mercantil sancionada.

Vistos los preceptos legales citados, concordantes y demás de general aplicación,

R E S U E L V O

Declarar la inadmisión del escrito presentado por Dña. Leocricia González Domínguez, en representación de la entidad mercantil Tinerfeña de Restauración, S.L., con fecha 20 de noviembre de 2006, interesando, de conformidad con el escrito de alegaciones de fecha 5 de octubre de 2005, la caducidad del expediente sancionador nº 141/05, y a tenor de las nuevas alegaciones contenidas en el referido escrito de 20 de noviembre, el archivo del expediente sin más trámite por prescripción o la nulidad del mismo, retrotrayendo las actuaciones hasta la fecha del escrito de 5 de octubre de 2005, dando traslado a esta parte de las actuaciones posteriores, si las hubiera, fundando el acuerdo de inadmisión en las razones aducidas en el fundamento de derecho segundo de la presente Resolución.

Contra la presente Resolución, que pone fin a la vía administrativa, podrá interponerse recurso contencioso-administrativo, en el plazo de dos meses, contados a partir del día siguiente a su notificación, ante el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo en cuya circunscripción tenga su domicilio el recurrente o ante el Juzgado competente en función de la sede del órgano que dictó el acto impugnado (en Las Palmas de Gran Canaria), a elección del recurrente, sin perjuicio de cualquier otro recurso que pudiera interponerse.

© Gobierno de Canarias